Guía Repsol

MAPAS
TURISMO
GASTRONOMÍA
ALOJAMIENTOS
Maleta

¿Vas a hacer un viaje?

Organiza los detalles con nuestro planificador y no te pierdas nada.

Empezar

Todos los destinos temáticos

Mostrando 12 de 57 resultados

Foto de ¿Dónde se rodó La isla mínima?

¿Dónde se rodó La isla mínima?

EDITORIAL

Paisajes de película ¿Dónde se rodó La isla mínima? De haber existido la categoría, La isla mínima también habría sido nominada al Goya a las mejores localizaciones. Y es que los paisajes que Alberto Rodríguez ha utilizado para su película, una de las más exitosas de 2014, no dejan indiferente a nadie. El Guadalquivir y sus marismas han proporcionado al director el aire de misterio e intriga perfecto para su thriller, toda una demostración del cine en estado puro. Nos embarcamos en un delicioso viaje a través de los lugares donde se han rodado algunas de las escenas más espectaculares de particular isla. Como un personaje más de la película. Así concibió Alberto Rodríguez los paisajes sevillanos que escogió para el rodaje de La isla mínima. De hecho, tenía antes las localizaciones que el propio guión ya que empezó a concebirlo tras visitar una exposición fotográfica sobre la zona. Aunque algunas escenas se grabaron en Sevilla ciudad, la mayor parte del rodaje se realizó 30 kilómetros al sur de ésta, en las marismas del Guadalquivir. Aquí encontró el director no solo el impresionante cauce del río sino también extensos campos de arrozales y zonas prácticamente desérticas, el atrezo perfecto para ambientar un crimen sin resolver en un pequeño pueblo de los años 80.   La película arranca con unas espectaculares tomas aéreas del cauce del Guadalquivir y sus innumerables brazos al acercarse a la desembocadura, una imagen que incluso llega a recordarnos al mismo Amazonas. La mayor parte de las secuencias de arrozales se rodaron en Isla Mayor, un municipio de poco más de 5.000 habitantes y una de las puertas de entrada al Parque Nacional de Doñana. El pueblo está rodeado de campos de cultivo por lo que, cuando están inundados, da la sensación de ser una auténtica isla. Las marismas y las casi 40.000 hectáreas de cultivo que existen en ellas son, de hecho, una de las escenas más recurrentes de la película. Entre campos de espigas, arrozales y cultivos inundados de la zona se producen la mayoría de las secuencias de intriga. La escena de persecución final, se rodó concretamente en la playa de los Morenos de Isla Mayor.  Entre los muchos brazos del Guadalquivir, uno se convierte en protagonista del film, se trata del Brazo de los Jerónimos, por donde se adentran en barca los protagonistas para acceder a zonas intransitables desde tierra. Si somos aficionados al piragüismo, no podemos perdernos la experiencia de navegar por aquí, entre cañas y juntos. Por otro lado, el embarcadero en el que vivían con su familia las chicas desaparecidas, se encuentra en el municipio de Puebla del río, donde también se rodaron las escenas del barco con la vidente Angelita. Y es que no todo se rodó en Isla Mayor, Carmona, Coria del Río o Dos Hermanas son otros de los pueblos de la zona donde se grabaron exteriores de la película, con la participación de casi 400 extras. En el termino municipal de Las Cabezas, por ejemplo, se ambientaron las escenas de la feria que aparece al inicio de la película. En realidad, se trata del conocido como Poblado de Comtesa, un antiguo poblado propiedad de la empresa arrocera Herbas, que se construyó para dar alojamiento a los temporeros.   Si nos acercamos a conocer esta zona de andalucía en persona, no podemos perder la oportunidad de descubrir el parque de Doñana, un auténtico paraíso para los amantes de la ornitología donde podemos disfrutar de un sinfín de rutas de senderismo y cicloturismo. No muy lejos de aquí tenemos también la famosa aldea del Rocío, a donde peregrinan cada año miles de feligreses. Aunque Rodríguez no pudo rodar en todos ellos, existen infitinos paisajes dignos de una película en la geografía andaluza. 

Foto de Especial Semana Santa

Especial Semana Santa

EDITORIAL

Especial Semana Santa ¿Preparado para disfrutar las primeras vacaciones del año? La Semana Santa es una oportunidad ideal para desconectar de la rutina, vivir la primavera y descubrir nuevos lugares. ¿Te apetece una escapada de varios días o prefieres excursiones breves para volver a casa en el mismo día? ¿Viajas con amigos, con toda la familia o solo con tu pareja? Tenemos planes para todos los gustos, ya no hay excusas para ser feliz. Escapadas (2-3 días) Pueblos de postal en la Costa Brava Una ruta por la costa gerundense donde disfrutar de calas escondidas, abruptos acantilados y pueblos blancos. Top 10 Parque Natural de los Picos de Europa Después de ver estas imágenes desearás poder teletransportarte a Asturias. Naturaleza en estado puro. Fotogalería Ruta onubense del jamón ibérico La sierra de Aracena como nunca la habías visto, olido y saboreado. El ibérico será tu compañero de viaje. Ruta 3.000 horas de sol al año, una oferta inagotable de actividades acuáticas y una gastronomía de órdago. ¿Necesitas más? La Manga, capricho de la tierra y el mar Al conocerlos entenderás por qué su casco antiguo está declarado Patrimonio de la Humanidad. Son solo 5 pero querrás descubrirlos todos. Los 5 tesoros de Ávila Top 5 Dos días son más que suficientes para disfrutar al máximo una ciudad si sigues estas guías donde te contamos todo lo que puedes ver y hacer, además de dónde comer y dormir. Puedes elegir entre más de 40 destinos. Ciudades en 48 horas 48 horas Excursiones de 1 día Fue el capricho de un rey y tiene una nevera con más de 6 siglos de historia. Conoce éstas y otras curiosidades sobre uno de los monumentos más visitados de Navarra. Palacio Real de Olite Top 10 Las irresistibles tapas de la calle Laurel son solo un aperitivo de todo lo que se puede ver y hacer en esta ciudad. 5 motivos para visitar Logroño Top 5 Flanqueada por el impresionante castillo de Peñafiel, esta bodega cosecha algunos de los mejores vinos de la D.O. Ribera del Duero. Un regalo para la vista y el paladar. Bodegas Protos Fotogalería El Parque Natural de Fragas do Eume es un plan perfecto a solo una hora de A Coruña ciudad. Puedes verlo en un día, querrás quedarte para siempre. Turismo verde en A Coruña En pleno corazón de Extremadura, es un auténtico paraíso para amantes de la ornitología. Parque Nacional de Monfragüe Puentes con más de 2.000 años de historia, iglesias ubicadas en lugares de vértigo... existen muchos lugares en España que dejarían boquiabierto al más exigente de los turistas. 57 de ellos los encontrarás en el concurso El Mejor Rincón. Rincones con encanto ¿Con quién viajas? En familia Una ruta para descubrir una de las mejores colecciones de huellas fósiles de dinosaurios del mundo. En busca de dinosaurios La Rioja No hace falta viajar hasta la Antártida para avistar grandes cetáceos. Aunque parezca imposible, la costa murciana es un lugar ideal para estos avistamientos. ¡Ballena a la vista! Murcia Fauna y paisajes de película a solo 15km de Santander. Un motivo más para visitar Cantabria. Parque de Cabárceno Cantabria En pareja De Ciudad Rodrigo a Fermoselle, 180km para disfrutar de la primavera mientras sientes el viento en la cara. Ruta salmantina en moto Salamanca No solo el paisaje sino la leyenda que esconde esta laguna, bien merecen una visita a la serranía de Cuenca. Un plan perfecto para amantes del senderismo. Laguna de la Gitana Dos de los grandes deleites de la vida, comer y dormir, se unen en estos alojamientos. Placer por partida doble. Hoteles para comérselos Top 7 Con amigos Te contamos cuáles son las mejores pistas, las actividades más intrépidas y los hoteles donde descansar como reyes. Las últimas nieves de la temporada Antiguos tramos de vía, ahora en desuso, se convierten en caminos ideales para hacer turas de senderismo o ciclismo entere increíbles paisajes. Vías verdes Top 10 Una ruta senderista repleta de aventura desde el monte Penyagolosa, en Castelló, hasta la orilla del mar. Del Penyagolosa al Mediterráneo C. Valenciana También te puede interesar Guía de alimentos y bebidas Las vacaciones son un momento perfecto para darle un capricho al paladar. Descubre en esta Guía los mejores sabores que se producen en España. Te contamos su valor nutricional, sus armonías y las rutas para conocer los paisajes donde nacen. Restaurantes tres Soles Repsol ¿No saldrás de viaje esta Semana Santa? La mejor forma de compensarlo es haciéndote un regalo gastronómico. Visita un restaurante tres Soles Repsol y olvídate del mundo. Sabor, vanguardia, diseño y una atención de lujo te están esperando. Todos los destinos rurales Aléjate de la ciudad y conoce lugares donde el relax y la naturaleza son protagonistas. Todos los destinos urbanos Actividades de ocio en la ciudad. Una opción ideal para urbanitas. Todos los destinos temáticos Vete haciendo la maleta y elige tu plan para pasar unos días diferentes. Vuelta al mundo por España Todos los planes internacionales que puedes hacer sin salir del país. ¡Olvídate del pasaporte y disfruta! El Mejor Rincón Ya son tres las ediciones que se han realizado de este concurso que da a conocer los rincones más increíbles de España. ¡Conócelos todos! Ciudades en 48 horas Todo lo que necesitas saber para conocer nuestras capitales en dos días.

Foto de La patum

La patum

EDITORIAL

Fiestas y tradiciones 5 cosas que debes saber antes de ir a La Patum de Berga Es una de las fiestas más famosas de Catalunya y sus cifras impresionan: más de 400 años de historia, 5.000 asistentes y 18.000 petardos tirados cada año. La Patum, hay que vivirla. Se celebra siempre coincidiendo con el Corpus Christi y es probablemente una de las representaciones teatrales más impresionantes que podamos ver en nuestra vida. Durante cinco días, las comparsas, los desfiles y los personajes más variopintos (como demonios, águilas o caballos de cartón) se mezclan con el fuego y los cohetes en un pueblo, Berga, que llega a multiplicar por seis su población. Si nos animamos a vivir en primera persona esta impresionante fiesta, hay cinco cosas imprescindibles que debemos saber. 1. Tiene un lenguaje propioEstos son algunos de los conceptos necesarios para entender la fiesta: El Tabal, pregonero que va siempre acompañado de un tambor de grandes dimensiones; Turcs i Cavallets, personajes que representan a cuatro caballeros cristianos y cuatro turcos que protagonizan una batalla en la que los primeros siempre son vencedores; Les Maces, comparsa que interpreta la lucha entre el Bien y el Mal; Les Guites, unos de los elementos del bestiario popular, que representa a un dragón de cuello de jirafa que lanza fuego por la boca; L'Àliga, figura que representa a un águila y cuyo particular baile es uno de los momentos más esperados de la semana; els Plens, es el espectáculo más grande de La Patum, las luces se apagan en la plaza del pueblo y cientos de cohetes se encienden a la vez convirtiéndolo en una auténtica bola de fuego. 2. El uniforme es imprescindibleEl fuego y los petardos son los grandes protagonistas de esta fiesta, por eso es importante que cumplamos a rajatabla las recomendaciones de indumentaria para evitar accidentes, especialmente si asistimos a els Plens. El uniforme se compone de: calzado resistente (preferiblemente, botas de montaña), camiseta de algodón y manga larga, pantalones vaqueros o de cualquier tejido que no sea sintético y, por supuesto, el pañuelo de La Patum, que podemos comprar en cualquier tienda del pueblo. La indumentaria no es lo único que debemos tener en cuenta, las personas con problemas respiratorios, además, deben evitar asistir a los espectáculos de fuego ya que el humo es intenso y podría ocasionarles problemas. 3. Si la sed aprieta, nos sacia la barrejaSi no queremos que nos miren mal, cuando nos acerquemos a la barra de un bar durante las fiestas de Berga, podemos olvidarnos de pedir un refresco, cerveza o agua con gas. Lo que manda la tradición es que en La Patum bebamos la famosa y popular barreja. Se trata de una combinación a base de tres partes de moscatel por una de anís (siempre con hielo, por supuesto). Esta bebida la tomaban antiguamente los campesinos que debían trabajar duro de buena mañana y necesitaban entrar en calor. 4. Sé espectador antes que protagonistaLa mayoría de espectáculos incluidos en La Patum se caracterizan por ser multitudinarios y con presencia de petardos, por eso es recomendable que antes de sumarnos a la fiesta, conozcamos en qué consiste. Además de informarnos sobre su funcionamiento, es muy recomendable que observemos antes cómo se desarrolla y veamos después como participar en ella. En el caso de Els Plens, por ejemplo, cuando las luces se apagan, los cohetes, el humo y el gentío (cerca de 6.000 personas) toman la plaza. Si no queremos agobiarnos entre tanto alboroto, lo mejor que podemos hacer es ver la primera representación desde fuera y valorar después si queremos vivir la escena desde dentro o simplemente desde los extremos de la plaza. Se hacen cuatro Plens diarios así que tenemos varias oportunidades para sumarnos a la multitud. 5. También es cosa de niñosPese a que el fuego está presente de forma continua, por extraño que nos parezca, La Patum también es cosa de niños. De hecho, existe una fiesta exclusiva para ellos. El viernes se celebra La Patum infantil, formada por los mismos elementos que la de los adultos pero con dimensiones más reducidas. Por la mañana, un pasacalles anuncia el inicio de las actividades y a partir de aquí, toda la jornada sigue a rajatabla las tradiciones: comparsas, bailes y petardos, aunque todo con la garantía y seguridad adecuadas para los más pequeños. Si nos animamos a llevar a nuestros hijos a Berga, les estaremos haciendo partícipes de una fiesta que ha sido declarada Patrimonio Oral e Inmaterial de la Humanidad.

Foto de La Jayona

La Jayona

EDITORIAL

La Jayona Viaje al centro de la mina Hay pocos lugares más misteriosos que una mina abandonada. Normalmente, se tienen pocas oportunidades de visitar una, pero en La Jayona, en la sierra que separa Extremadura de Andalucía, tenemos una ocasión única para hacerlo. Recorriendo los pasadizos de esta excavación minera podemos ver cómo la mano del hombre y la acción de la naturaleza se aúnan creando un paraje sin igual, cargado de historia y misterio. En plena sierra de La Jayona, a unos cinco kilómetros de Fuente del Arco, Badajoz, nos espera una experiencia cargada de naturaleza, historia y aventura. La Mina de la Jayona se cerró como explotación minera en 1921. Hasta entonces, centenares de sufridos mineros se habían encargado del duro trabajo de la extracción del hierro. Primero lo hicieron con la ayuda de caballerías, después con la de un cable aéreo que enlazaba la mina con la estación de ferrocarril.Tuvieron que pasar más de setenta años hasta que, en 1997, se sacó del olvido la mina, que fue declarada Monumento Natural. Durante los años de oscuridad de la excavación, la naturaleza se había adueñado de las galerías abandonadas para crear un rico ecosistema que actualmente convive con los restos mineros de la cavidad. Helechos, plantas trepadoras, musgos, insectos, murciélagos e incluso aves habitan actualmente en los roquedales de la mina.En el interior, las galerías siguen las vetas naturales del mineral, lo que permite contemplar fenómenos geológicos como chamelas de pliegues, procesos kársticos, estrías y espejos de falla. Cada una de estas formaciones, mezcladas con la naturaleza exuberante y la luz del sol que se abre paso entre pequeñas grietas y cavidades, llena nuestro recorrido por la mina en un viaje mágico y apasionante.Para poder visitar La Jayona, que es de acceso gratuito, es necesario llamar al ayuntamiento de Fuente del Arco (667 756 600). El consistorio organiza los grupos y un guía nos conduce por las las tres galerías habilitadas de las once que llegaron a estar en funcionamiento. En el exterior, los restos de escombreras y polvorines recuerdan todavía el pasado industrial de la zona. La Capilla Sixtina extremeñaLa mina es el principal reclamo turístico de Fuente del Arco, un pequeño pueblo que todavía vive alrededor de su Plaza Mayor, donde podemos ver la iglesia parroquial de Nuestra Señora de la Asunción.El edificio más importante del municipio es la ermita de Nuestra Señora del Ara, situada a unos pocos kilómetros, en la sierra. Es una iglesia de inspiración mudéjar y barroca que, por fuera, llama poco la atención, pero, si entramos nos dejará literalmente sin habla. Los muros y las bóvedas están recubiertos de frescos de gran belleza y colorido que, sin duda, recuerdan a su “hermana mayor” del Vaticano. Rutas para conocer La JayonaDesde Fuente del Arco podemos realizar varias rutas para conocer mejor el resto de poblaciones de la comarca de la Campiña Sur. En Casas de Reina, por ejemplo, se encuentran las ruinas del teatro romano de Regina. En Reina, destaca la alcazaba árabe que domina la ciudad. También podemos aprovechar la estancia en la zona para seguir el recorrido de las distintas cañadas reales por las que se llevaban los rebaños de ovejas desde Extremadura hasta Andalucía.La condición fronteriza de esta tierra se plasma en su gastronomía, que mezcla la cocina de montaña, más contundente, con platos de raíz árabe. En Fuente del Arco podemos probar estas recetas caseras en el Mesón La Fuente (Constitución 5; 924 878 077). Merece la pena alargar la ruta, cruzando los montes hasta Cazalla de la Sierra, ya en la provincia de Sevilla y allí, en el hotel Posada del Moro, comer en el restaurante Julia y Lucía, regentado por estas dos hermanas, sin duda, el mejor de la zona (Paseo del Moro s/n; 954 884 858) .

Foto de Almagro, puro teatro

Almagro, puro teatro

EDITORIAL

Castilla La Mancha Almagro, puro teatro Capital histórica de La Mancha, Almagro es una ciudad de poco más de 9.000 habitantes que cada verano se transforma en un inmenso teatro con capacidad para acoger a los 60.000 espectadores que asisten a su famoso Festival de Teatro Clásico. No es de extrañar, pues las obras cobran otro valor cuando se representan en un lugar como el Corral de Comedias, cuna de la dramaturgia española. Allí imaginaron sus textos algunos de nuestros más grandes escritores, como Lope de Vega o Calderón de la Barca. Pero no solo en verano Almagro sabe a teatro, los escenarios son protagonistas de esta localidad los 365 días del año. El Corral de Comedias de esta localidad es el único del siglo XVII que se conserva en toda Europa, además de ser único también en mantenerse activo cuatrocientos años después de su inauguración. Su actividad, sin embargo, no ha sido continua durante todo este tiempo ya que a partir del siglo XIII fue utilizado como mesón y posada. Fue en la década de los años cincuenta cuando, tras el hallazgo de una baraja de cartas del siglo XVIII, se decidió iniciar las obras en busca del corral, del cual se localizó el escenario prácticamente intacto. Un proceso de rehabilitación integral y la declaración de Almagro como Conjunto Histórico-Artístico acaban impulsando el valor patrimonial y cultural de este espacio. El Festival Internacional de Teatro Clásico es el otro gran promotor del Corral y de todo el pueblo de Almagro. El certamen, que cuenta en su haber con más de treinta ediciones, involucra a toda la ciudad que se convierte cada mes de julio en un gran escenario. El evento tiene prestigio y reconocimiento internacional y en él actúan compañías reconocidas representando grandes clásicos como Shakespeare, Tirso de Molina, Calderón de la Barca, Lope de Vega o Fernando de Rojas, entre otros muchos autores. Además de en el Corral, las obras se representan en multitud de espacios del municipio como el teatro Municipal, la antigua Universidad Renacentista, el palacio de Valparaíso, la ermita de San Juan o escenarios callejeros como la propia plaza Mayor. La escena no solo es protagonista en verano ya que prácticamente durante todos los fines de semana del año se realizan en la localidad representaciones de las obras clásicas más características de la comedia y el teatro del Siglo de Oro. Almagro, además, cuenta con otro importante certamen, el Festival Iberoamericano de Teatro Contemporáneo, que se celebra en octubre. Qué verAunque Almagro respira teatro por los cuatro costados, lo cierto es que en el municipio hay mucho más que ver a parte de los escenarios. Solo con pasear por sus calles, nos estaremos trasladando siglos atrás, cuando nobles, frailes y dominicos transitaban entre los edificios emblemáticos del municipio, como el claustro de los Dominicos o el patio de los Fúcares. En nuestros paseos no podemos dejar de entrar en alguna de las muchas tiendas dedicadas al encaje y productos artesanales así como a los vinos y aceites de la región. También es muy recomendable pasar por el Museo Etnográfico, donde podemos conocer los viejos oficios de la zona o la recuperación de productos con Denominación de Origen, como la berenjena, así como la creación del Museo Nacional del Teatro. Qué comerLa gastronomía manchega tiene tantas propuestas sabrosas que sería un pecado marcharse de esta tierra sin sentarse en una buena mesa. En el mismo Almagro, por ejemplo, podemos pasar por el mesón El Corregidor donde probar aperitivos tradicionales como las berenjenas de Almagro o el pisto, así como platos de caza como el lomo de cierva con salsa de grosellas o la perdiz escabechada. A sólo unos kilómetros, en Daimiel, encontramos el restaurante El Bodegón, ubicado en una antigua bodega del siglo XVII, donde todavía se conserva una cueva subterránea en la que guardan los mejores vinos para acompañar un exquisito lingote de queso manchego con albahaca y cristal de jamón ibérico o unas patatas trufadas con hongos.

Foto de La Manga

La Manga

EDITORIAL

La Manga, un capricho de la tierra y el mar Una temperatura media de 19º y 3.000 horas de sol al año son un reclamo más que sugerente para visitar la Manga del Mar Menor, uno de esos lugares con los que la naturaleza nos demuestra que la tierra está hecha a su antojo. Esta franja de tierra que se adentra en el mar, además, tiene mucho más por ofrecer que buen tiempo: actividades acuáticas, naturaleza, ocio y gastronomía, son la combinación perfecta que explica por qué esta zona del litoral murciano es uno de los destinos predilectos de la costa española. En su origen, lo que actualmente se conoce como La Manga del Mar Menor era una bahía abierta al Mediterráneo. Fue la sedimentación de arena, que se extendía hacia el norte entre Cabo de Palos y la Punta del Mojón, la que acabó cerrando esta bahía dando lugar al mar Menor, el lago de agua salada más grande de Europa. Esa lengua de tierra, con 24 kilómetros de largo y poco más de un kilómetro de ancho, es hoy en día uno de los centros turísticos más importantes de Murcia.Bañarse en unas aguas tranquilas, transparentes y poco profundas es uno de los grandes atractivos de La Manga, especialmente para quienes viajan en familia. Si preferimos algo más de emoción, podemos animarnos a probar alguna de las muchas propuestas de ocio de la zona: windsurf, vela, catamarán, esquí acuático, submarinismo, piragüismo… tenemos a nuestra disposición tantas actividades que nos resultará difícil decidirnos por una sola.Otra de las propuestas interesantes en La Manga es conocer su entorno. Una visita obligada es Cabo de Palos, un pequeño pueblo pesquero con un protagonista de excepción: un impresionante faro de casi 50 metros de altura y más de 150 años de historia. Es imprescindible no olvidarnos la cámara o llevar el móvil a mano cuando visitemos el faro, desde aquí conseguiremos las mejores vistas del Mar Menor, la Manga y el Mediterráneo.Y si lo que queremos es disfrutar de la naturaleza en estado puro, nada mejor que acercarnos hasta el Parque Regional de Calblanque, una de las áreas mejor conservadas de toda la costa mediterránea y un lugar donde poder contemplar un paisaje de ensueño. Aguas cristalinas, calas, vertiginosos acantilados, dunas y saladares nos aguardan en un entorno donde lo más destacado es la ausencia absoluta de la mano del hombre. Un paisaje completamente virgen como éste, puede verse en lugares contados de nuestra costa. Sugerencia gastronómicaLa gastronomía es siempre un valor añadido en cualquier destino murciano, especialmente en la costa donde el pescado llega prácticamente del mar a la mesa. Durante nuestra estancia en La Manga es muy recomendable probar el famoso langostino del Mar Menor así como la dorada y el mújol (también conocido como lisa) preparados a la sal. Los salazones, de hecho, son otros de los platos estrella en la zona, en especial la mojama, así como los michirones, un guiso a base de habas secas, al que suele añadirse jamón, chorizo o panceta y pimentón. En los postres, el tocino de cielo es uno de los más sabrosos aunque no tienen nada que envidarle la sopa real, hecha a base de almendras y yema de huevo, o el arrope y calabazate, un dulce hecho con higos secos, membrillos, melón, calabaza y boniatos.El restaurante San Remo es uno de los lugares donde mejor podremos saborear estos platos y es que presumen de tener en su carta hasta veinticinco postres caseros diferentes. También es un acierto seguro visitar el restaurante La Tropical en Los Alcázares, famoso por sus sabrosas tapas de mariscos, salazones e ibéricos. Y además.... Cartagena en 48 horas Bateria de Castillitos Islas Hormigas Caldero del Mar Menor

Foto de A la nieve sin esquís

A la nieve sin esquís

EDITORIAL

Nos abrigamos y... ¡a divertirse! A la nieve sin esquís Se acabaron las excusas. Las pistas de esquí ofrecen tantas actividades sin necesidad de deslizarse por la nieve con esquís o tablas de snow que será difícil buscar una buena razón para quedarse en casa o tomando algo en la cafetería. Solamente será necesario usar ropa cómoda de abrigo y prepararse para disfrutar de un día en la nieve. Con quién prefiramos divertirnos será cosa de cada uno, pero estamos seguros de que incluso los más inseguros terminan queriendo repetir y, quién sabe, atreverse a ponerse unos esquís al final del día. Cerler, motos de nieve, bicicleta de montaña y senderismoLa estación de esquí de Cerler se encuentra en un lugar tan idílico que incluso los más adictos al deporte rey del invierno querrán hacer un descanso y caminar en vez de descender a toda prisa por sus pistas. En la misma estación podemos alquilar motos de nieve pero además, este pequeño pueblo se encuentra en el valle de Benasque, con un rico patrimonio cultural y unos ibones espectaculares hasta los que merece la pena hacer una ruta de senderismo. Formigal, carreras de trineos, descenso con flotadores y relax en un spaNadie se sentirá fuera de lugar en Formigal. Ni siquiera quienes piensan que “hacer cuña” es caminar con tacones. Una de las estaciones más famosas de los Pirineos aragoneses ofrece tantas actividades que nos dará pereza incluso relajarnos en Aguas Limpias Spa. Antes de eso hay que deslizarse por las pistas con flotadores gigantes, ganar a nuestros amigos en una carrera nocturna de trineos tras cenar o tratar de no reírnos mientras imitamos a una serpiente bajando en trineos unidos entre sí. Sierra Nevada, tapas, sí, pero también trineos y alfombras voladorasUna de las estaciones más completas es la de Sierra Nevada. Y aunque nos cueste decir no a una mañana de tapeo por Granada, una vez conozcamos todo lo que hay por hacer en la estación, lo que nos va a costar va a ser bajar de la montaña. Cuesta imaginarlo, pero aquí hay una montaña rusa por la que recorrer los 550 metros que tiene de descenso usando un trineo que va sobre raíles. Y seguro que a los papás no les supondrá mucho trabajo encontrar canguro para sus hijos mientras ellos esquían, ya que los adultos disfrutarán tanto o más bajando por los toboganes subidos a unas alfombras especiales. Grandvalira, las raquetas también son para caminarAndorra es otro de los paraísos para los esquiadores. Pero también lo es para hacer compras, para saber qué se siente durmiendo en un hotel iglú o pasear en un trineo arrastrado por perros. Pese a encontrar actividades para todos, no podemos perdernos el realizar una excursión con raquetas de nieve. Si lo que necesitamos es descargar adrenalina pero nos asustan las grandes pendientes de las pistas, lo mejor es una carrera en karting sobre hielo. Muy importante es perder el miedo al frío, sobre todo en Andorra, ya que aquí encontramos el mayor centro de agua termal de montaña de Europa. Baqueira Beret, mucho por hacerSituada en plena Val D’Aran, en los alrededores de esta estación es más que improbable que pese a no gustarnos esquiar nos aburramos. Hay actividades para los más atrevidos, como rafting, barranquismo o escalada y para quienes busquen un paseo tranquilo por ejemplo por las calles de Artíes, un impresionante pueblo de estilo típico pirenaico. Sin olvidarnos de los niños, que disfrutarán como tales en Aran Park conociendo la fauna y flora autóctona del lugar. Aunque seguro que también querrán ir al Parque de Aventuras Naturaran, que cuenta con un trazado de tirolinas especialmente diseñado para ellos. Y además….Estemos en la estación que estemos y si nos entran sudores solo de pensar en colocarnos unos largos esquíes en nuestros pies, siempre podemos agudizar el ingenio, llevar con nosotros un pequeño trineo o unas bolsas y ver quién baja más rápido, hacer un concurso de muñecos de nieve, tomar un chocolate caliente en las cafeterías de las pistas mientras revisamos las fotos de las mejores caídas que habremos tomado de nuestros acompañantes o hacer una guerra de bolas de nieve.

Foto de Sierra Nevada, entre el cielo y el mar

Sierra Nevada, entre el cielo y el mar

EDITORIAL

Sierra Nevada Entre el cielo y el mar Sierra Nevada es una de las estaciones de esquí más completas de nuestro país. Una de las más cercanas a la costa, cuenta con 22 remontes, 120 pistas y un total de 105,6 kilómetros esquiables. Además, el término de Monachil donde se encuentra, ofrece numerosas plazas hoteleras y restaurantes. A pesar de haber abierto sus puertas en la década de los 60, se encuentra a la vanguardia en cuanto a nuevas modalidades deportivas sobre nieve. En definitiva, uno de los destinos imprescindibles para los amantes de los deportes de invierno por excelencia. Adrenalina y diversiónEsquiar y hacer snowboard en el Superparque Sulayr, uno de los más completos para freestyle y donde se celebra el Pro-line Copa del Mundo, está muy bien, pero pocos se resisten a tirarse por los toboganes con flotadores especiales para la nieve o a probar deslizarse por las pistas nocturnas. Pero para una dosis extra de adrenalina en Sierra Nevada nos proponen paraski, reservado para los más aventureros donde, en un parapente biplaza se sobrevuela el cielo de Sierra Nevada para descender a continuación esquiando. No solamente los mayores tienen sus momentos de aventura. Los niños ni se darán cuenta del frío, ya que para ellos hay muchas y muy divertidas zonas. Seguro que no querrán bajarse de la alfombra transportadora y del trineo ruso, una moderna montaña rusa en la nieve. Para los más atrevidos, también hay motos de nieve infantiles, tiro con arco y bici-esquí. Tanta actividad merece un buen lugar para reponer fuerzas y comer como es debido. En la misma estación hay diferentes lugares para tomar un bocadillo, pizza, carnes a la brasa y hasta arroces. Pero para vivir una experiencia única y repleta de sensaciones lo mejor es subir al Veleta, a más de 3.300 metros de altitud, desde donde se ve un atardecer que armoniza a la perfección con el aperitivo que tomaremos.Si preferimos dejar por unas horas la nieve y quitarnos las botas, una de las mejores opciones es acercaros a la cercana Cenes de la Vega y cenar en la Ruta del Veleta, un restaurante con un Sol Repsol en el que los platos tradicionales se miman y se presentan con toques creativos.  Sierra Nevada está tan cerca de Granada capital que, para un merecido descanso, podemos alojarnos en uno de los numerosos hoteles de la capital andaluza y así aprovechar para hacer algo de turismo por la zona y maravillarnos con las vistas impresionantes de Sierra Nevada al tiempo que degustamos sus exquisitas tapas. Uno de los hoteles más céntricos es el AC Palacio de Santa Paula, situado en un edificio que fue casa morisca en el siglo XIV, convento en el siglo XVI y palacete en el siglo XIX. El mejor ejemplo que confirma la gran cantidad de culturas diferentes que pasaron por Granada. Quienes además sueñen con un buen masaje y un relajante baño en el spa, el Hotel Villa Oniria despertará todos nuestros sentidos. Un hotel singular, con mucho encanto, en el corazón de la ciudad y que hará que  nos pensemos el subir a las pistas al día siguiente o quedarnos disfrutando de sus instalaciones y cuidada decoración. En el hotel podemos comer además de Fábula, como se llama su restaurante, capitaneado por un magnífico cocinero que estuvo trabajando en Santceloni en Madrid. Más información: www.sierranevada.es Ver mapa

Foto de Ballena a la vista

Ballena a la vista

EDITORIAL

Bahía de Mazarrón ¡Ballena a la vista! Argentina, Escocia, Canadá, la Antártida… ¡y Mazarrón! Son muchos los destinos en los que podemos avistar grandes cetáceos como las ballenas pero ninguno tan cercano y económico como la costa murciana. Desde el mismo puerto de Mazarrón podemos zarpar en un velero, viento en popa a toda vela, para avistar estos mamíferos. Aunque lo más habitual es ver especies como el delfín común, listado y mular, si somos afortunados, también podremos divisar cachalotes e incluso rorcuales comunes. La aventura es todavía más atractiva si le sumamos la oferta de ocio y gastronomía de la costa murciana. Irresistible. El litoral de Murcia, Almería y Cádiz es uno de los pocos lugares de Europa donde se puede experimentar la emoción de avistar cetáceos. Es gracias a que esta zona apenas tiene plataforma continental, es decir, las aguas profundas (de entre 2.000 y 2.500 metros) están muy cerca de la costa y ése es precisamente el hábitat que necesitan estas especies marinas. Esto, acompañado de un clima benigno que permite una navegación tranquila, es la combinación perfecta para convertir la experiencia en una gran aventura marina. Nuestro viaje en busca de los reyes del mar puede empezar en el puerto de Mazarrón o en el de Cartagena, desde donde zarpamos hacia aguas profundas. A lo largo de nuestro recorrido debemos estar bien atentos al horizonte y a las explicaciones de la tripulación que, como si de una clase de biología se tratara, explica las características de las especies que van apareciendo a nuestro paso. Lo más habitual es que consigamos ver delfines (común, listado y mular) o calderones comunes (también llamados ballenas piloto, que pueden medir entre 4 y 6 metros) pero, si tenemos suerte, pueden cruzarse en nuestro camino grandes cetáceos como cachalotes o rorcuales. Estos últimos no viven de forma habitual en estas aguas sino que pasan por ellas como zona de migración, por lo que es algo más difícil contemplarlos. Ver cómo los delfines juguetean con la proa del barco o comprobar cómo asoma bajo el agua el lomo de un cachalote (que puede medir entre 15 y 18 metros) es una experiencia única para la que, sin duda, necesitaremos ampliar la memoria de nuestra cámara.  De vuelta a tierraPor si la aventura con los cetáceos fuera poco, Cartagena y Mazarrón tienen mucho que ofrecernos cuando estamos de vuelta en tierra. Mientras en la primera podemos sumergirnos en sus mil rincones cargados de historia, como la Muralla Púnica o el Teatro Romano, en la segunda podemos descubrir la cultura marinera de la zona visitando, por ejemplo, su impresionante lonja de pescado. Y como no podemos pasar por Murcia sin degustar su sabrosa cocina, a base de productos de la huerta y el mar, sugerimos acabar nuestro viaje con una propuesta gastronómica. Mero de Mazarrón con patatas, ajotomate (con pimentón dulce y comino molido), albóndigas de merluza, migas a la mazorrera o torrijas de Bolnuevo son algunas de las delicias irresistibles de la zona. Para probarlas, podemos pasar por el restaurante Miramar (Playa de la Isla; 968 594 008) de Puerto de Mazarrón, una apuesta segura sobre todo si queremos degustar el arroz a banda o los calamares a la plancha. Si preferimos comer en Cartagena,  podemos hacerlo en La Catedral (Plaza Condesa de Peralta 7; 868.066.558), muy cerca del puerto deportivo, donde el bacalao con tomate y muselina de ajo gratinada nos sabrá a gloria.    Para vivir esta aventura, tenemos la posibilidad de elegir entre excursiones de uno o varios días, en función de nuestro bolsillo y ganas de disfrutar del mar. En las salidas de una jornada navegamos en busca de los animales y regresamos a puerto en la misma mañana; mientras que, en las propuestas de entre dos y cinco días, además de divisar cetáceos, atracamos en calas de ensueño para darnos un baño, descansar o practicar actividades acuáticas como snorkel, submarinismo o piragua. La guinda del pastel de este viaje es el propio barco en el que navegamos: podemos hacerlo en un velero de película, el Karyam, o en un antiguo barco de pesca reconvertido, el Osprey II, ambos con un gran encanto. 

Foto de Parque Nacional de Monfragüe

Parque Nacional de Monfragüe

EDITORIAL

Parque Nacional de Monfragüe El último refugio del buitre negro En pleno corazón de Extremadura y al abrigo del cauce del río Tajo, se esconde un edén de dimensiones y belleza descomunales. El Parque Nacional de Monfragüe, último refugio del buitre negro, es un paraíso más divino que terrenal. A su valor natural, apreciable a primera vista, se suma un importante componente histórico, ya que en este lugar encontramos tanto muestras de pinturas rupestres como restos arqueológicos prerromanos. Descubrirlo a través de cualquiera de sus rutas de senderismo es una de las mejores propuestas para descubrir tierras extremeñas. Más de 18.000 hectáreas de naturaleza pura nos esperan en pleno corazón de Extremadura, en el triángulo formado por las localidades de Plasencia, Trujillo y Navalmoral de la Mata. Este inmenso bosque es hábitat natural de numerosos rapaces que han contribuido a prodigar por el mundo entero el carácter excepcional de este paraje. Y es que son numerosos los aficionados a la ornitología que acuden al reclamo del buitre negro, un ave de casi tres metros de envergadura que está en grave peligro de extinción y ha hallado en el parque su último refugio para vivir en libertad. Monfragüe, de hecho, posee la población más importante de esta ave en Europa. El águila imperial ibérica, el búho real, el mochuelo, la lechuza y la cigüeña negra son otras de las especies que podemos encontrar en la zona.Para preservar intacto el hábitat de flora y fauna, el parque tiene restringido el acceso a una amplia extensión de zonas sensibles. Sin embargo, para compatibilizar su conservación con las visitas turísticas, existen itinerarios señalizados que nos permiten disfrutar del bosque. El castillo de Monfragüe, señor de las tierrasUna de las excursiones más recomendables en la zona es la que nos lleva desde la parte baja de Villarreal de San Carlos hasta el castillo de Monfragüe. Su silueta, muy afectada por el paso del tiempo, domina el parque desde un elevado promontorio. La distancia es de algo más de 10 kilómetros, por lo que necesitaremos varias horas para completar la ruta. La excursión, digna de cantimplora y bocadillo, es fatigosa por la elevada pendiente pero sin duda queda compensada por la intensa belleza de la vegetación que nos acompaña a lo largo de todo el ascenso, que realizamos a la sombra de la sierra.Ya en el recinto del castillo, donde aún se mantienen en pie restos de su muralla, podremos disfrutar de unas impresionantes vistas. Sus dos torres datan de época cristiana, está permitido el acceso a una de ellas, la Torre del Homenaje, de forma pentagonal y construida en el siglo XV; la otra está cerrada al público por su estado de deterioro. Debemos andarnos con cuidado porque quizás paseando por el castillo nos encontremos con el espíritu de la princesa Noeima que, según cuenta la leyenda, vaga eternamente tras ser castigada por su padre por enamorarse de un cristiano al que contó cómo acceder a la fortaleza.Junto al castillo encontramos también una ermita, de construcción más moderna, que alberga a la Virgen de Monfragüe, una talla bizantina traída en el siglo XII desde las puertas de Jerusalén, en Palestina, por los caballeros cruzados. Vistas espectaculares desde el cerro GimioOtro de los mejores lugares para contemplar el parque es el mirador de Collado, al que podemos llegar con otra excursión que parte también desde Villareal de San Carlos. El itinerario, de siete kilómetros, comienza junto a la carretera de Trujillo-Plasencia, donde encontramos la primera señal del recorrido. A través de un camino de eucaliptos, especie muy abundante por las replantaciones en las décadas de los 60 y 70, llegamos al arroyo de Malvecino y siguiendo el curso de éste, al encantador puente homónimo de madera y mampostería que lo cruza. Desde este punto comienza la ascensión por la ladera hasta el monte Collado, a su vez antesala del cerro Gimio. Podemos recuperar el aliento en el mirador del Collado, donde nos espera una impresionante panorámica. Desde el cerro, el paisaje enlazado con el azul del río Tajo -la zona conocida como Salto del Gitano- domina y embarga los sentidos.Tanto para ésta como para el resto de rutas de la zona podemos solicitar información y mapas señalizados en el Centro de Información de Villareal de San Carlos. Vestigios prehistóricosLa amplia variedad de fauna y flora no son los únicos tesoros de Monfragüe. En los numerosos "abrigos" que ofrecen sus montañas, se han descubierto más de 70 representaciones de arte rupestre, tanto en profundas cuevas como en pequeñas oquedades. En vivos colores rojos que se preservan hoy en día gracias al amparo de la sierra, aparecen representadas figuras antropomórficas, ídolos y animales. Un motivo más para recorrer y descubrir este increíble paraje extremeño.

Foto de Especial Galicia

Especial Galicia

EDITORIAL

Galicia, la tierra sin fin Aunque el famoso cabo del fin del mundo se encuentre aquí, lo cierto es que visitando Galicia nunca encontraremos el fin porque ésta es una tierra con infinitas posibilidades. Desde sus playas kilométricas hasta sus ciudades centenarias pasando por una gastronomía que hace doblegarse al más exigente de los paladares. Prepárate para soñar despierto.... ¡E se chove, que chova! Ciudades con historia (en solo 48 horas) Ciudad privilegiada donde las haya, presumen de tener el paseo marítimo más largo de Europa. No solo conquistó e inspiró a Picasso en su primera etapa como pintor, sino que cautiva a todos quienes la visitan. Y qué decir de su gastronomía, toda una recompensa tras un día de turismo. A Coruña, tierra de gigantes No tiene mar, pero el agua está presente en cada esquina. Famosa por sus termas, es punto de partida para recorrer la Ribeira Sacra. Ourense, un baño de historia Pontevedra se conoce callejeando, descubriendo sus plazas y haciendo alguna parada para tomar un albariño. Pontevedra, plaza mayor de las Rías Baixas Aunque llueva, en la plaza del Obradoiro siempre encontraremos peregrinos, universitarios... Pero hay mucha vida más allá de la plaza: arquitectura contemporánea e innovación gastronómica. Santiago de Compostela, un sepulcro muy vivo Todo lo que puedes ver y hacer Te faltará tiempo para tanto plan Rincones con mucho encanto No solo sorprende el monasterio, sino el lugar que lo rodea, las Fragas do Eume. Un bosque mágico. Monasterio de Caaveiro 2012 Son tan altos que no se escucha el romper de las olas. Muy cerca, playas salvajes de aguas cristalinas. Acantilados de Herbeira 2013 Es el mirador privilegiado desde el cual admirar el recorrido del río Sil a lo largo de la Ribeira Sacra. Además de monasterios, está salpicada de viñedos que producen el mejor ribeiro gallego. Balcones de Madrid 2014 Destinos cosmopolitas Son tantos los puntos donde el agua mana a altas temperaturas, que es posible hacer una ruta saltando de terma en terma. No solo para relajarse, sino para aliviar diversas afecciones. Y están en pleno centro, gratuitas o pagando apenas unos euros. Todo un lujo poder tomar un baño calentito a pocos metros, por ejemplo, de la Plaza Mayor. No es Islandia, es Ourense Ruta En la capital coruñesa podemos conocer otros países sin necesidad de salir de la ciudad. Vuelta al mundo por A Coruña Un recorrido muy colorido para conocer las más de 8.000 variedades de camelias que cubren plazas y jardines en Pontevedra y Coruña. No queda claro quién la introdujo en Galicia pero, de lo que no hay duda, es que llegaron para quedarse. Una flor china en Galicia Ruta Ferrol, a tan solo 50 kilómetros de A Coruña, ha sabido reinventarse y abrirse al turismo. Conocida por sus astilleros y muy ligada al mar, es posible recorrerla a través de la ruta de la construcción naval y sus museos. En la otra orilla, Mugardos sorprende con su puerto de casas de colores. Excursión de un día Catuxa es un personaje muy querido por los más pequeños y gracias al cual descubrirán lo divertido que es hacer turismo. La ciudad con niños Playas, montañas y bosques. La provincia tiene opciones para todos los gustos. Incluso puede que nos crucemos con alguna meiga; que dicen, haberlas haylas. Escapada verde Pocos los saben pero el artista empezó su formación como pintor en A Coruña. Conoce los lugares que marcaron su estancia en la ciudad. Tras los pasos de Picasso La muestra es uno de los actos que la ciudad organiza para conmemorar los 120 años de su primera exposición. Exposición: Picasso, 120 años después Un camino único Existen tantos motivos y formas de hacer el Camino de Santiago como peregrinos dispuestos a recorrerlo. Una de ellas es hacerlo desde la comodidad de una autocaravana, en una ruta de cerca de 200km por espectaculares paisajes gallegos. El Camino de Santiago en Galicia La planificación y una indumentaria adecuada son algunos de los elementos imprescindibles para disfrutar al máximo de esta increíble experiencia física y vital. Toma nota, Santiago de Compostela te espera. Consejos para peregrinos Turismo de interior Todo amante del senderismo que se precie debería marcar en su agenda una visita a esta sierra al suroeste de Lugo. Un auténtico manto verde salpicado de aldeas de pizarra y tesoros como al Devesa de Rogueria, una impresionante reserva botánica. Sierra do Courel Gastronomía Tu paladar querrá quedarse a vivir Rutas con mucho sabor El interior de Galicia no solo nos da unos de los mejores paisajes verdes de toda la península, sino también los prados donde pastan las vacas que producen este exquisito queso. Queso de tetilla En las impresionantes montañas de la sierra de O Courel, entre vestigios prehistóricos y romanos, nacen estas exquisitas castañas, ricas en proteínas y bajas en calorías. Castaña de Galicia Solitarias playas y ciudades marineras salen a nuestro encuentro en esta ruta por los paisajes donde se cultivan los grelos, ingrediente imprescindible de la cocina tradicional gallega. Grelos No hay mejor forma de descubrir el embrujo lucense que recorriendo sus bosques y montañas repletos de historia, leyendas y un producto con sello de identidad propio: el lacón. Lacón Partimos de la bella a Coruña para conocer las rías gallegas donde se recogen los mejillones más grandes y sabrosos. Villas marineras y playas kilométricas nos esperan. Mejillón Por raro que parezca, uno de los mejores sitios de Galicia para comer pulpo está lejos del mar, en el interior de Ourense, entre pastos verdes, arquitectura religiosa y pazos centenarios. Pulpo a feira Berberechos en conserva Una completa ruta por la ría de Muros y Noia para conocer los paisajes donde se produce y recoge el berberecho. Mejillón en escabeche Se recoge en la impresionante ría de Arousa, la más grande de toda Galicia con una exuberante naturaleza. Queso San Simón Da Costa Al contemplar los pastos lucenses es fácil comprender el potente sabor de uno de sus quesos insignia. La Academia Española de la Gastronomía ha repartido hasta 35 Soles Repsol entre todos los restaurantes de la comunidad. Son los representantes de la máxima calidad de cocina gallega. ¡Descubre cuáles son! Todos los Soles gallegos Alojamientos Soñarás de día y de noche Desde lo alto de la península de Monterreal, protegido por una fortaleza medieval y con el océano Atlántico en el horizonte, este Parador de Turismo se antoja como uno de los hoteles más espectaculares de la cadena. Parador de Baiona, vistas de vértigo en Rías Baixas Pocos lugares como éste responden tan bien a la descripción de ‘hotel con encanto’. A la belleza de sus instalaciones, rodeadas de viñedos, se suma una oferta gastronómica inmejorable en plena cuna del Albariño. Un hórreo de lujo en la Quinta de San Amaro Pepe Solla, pasión por el producto Haciendo honor a su origen gallego, el mar es protagonista imprescindible de su cocina, donde prima el producto fresco y de proximidad. Sencillez y sabor son la seña de identidad del único tres Soles Repsol de Galicia. /es/gastronomia/cocineros-con-tres-soles/pepe-solla/ 35 Soles Repsol gallegos ¿Todo listo para tu viaje? Hemos seleccionado los mejores alojamientos de toda la comunidad. Elige los que más te gustan y añádelos al Planificador. Alojamientos en Galicia En cualquiera de estos restaurantes podrás probar la exquisita gastronomía gallega. Saborea esta tierra bocado a bocado. Restaurantes en Galicia A Coruña, punto de partida Fórum Gastronómico 2015 La capital gallega se convierte en punto de encuentro de experiencias gastronómicas del 15 al 17 de marzo. De tapas por la ciudad A Coruña no sólo es perfecta para sentarse a la mesa y disfrutar de una buena mariscada. Desde los grelos hasta el albariño pasando por el exquisito marisco. Galicia es una tierra para comérsela como pocas hay en España. Toma nota de los imprescindibles que no puedes dejar de probar. Top 10 productos gallegos

Foto de 10 planes para hacer con amigas

10 planes para hacer con amigas

EDITORIAL

Una tarde solo para chicas 10 planes para hacer con amigas Casadas, solteras, estudiantes, adultas, adolescentes…da igual cómo seamos ni en qué época de nuestras vidas nos encontremos. De vez en cuando viene bien dedicarse una “ladies night”, una tarde solo para chicas. Para huir de los típicos planes de cine+cena+fiesta, proponemos algunas ideas para que tu próxima reunión con amigas sea un éxito. Que los chicos no se sientan celosos, todos estos planes pueden hacerse con quién prefieras. ¿Cuál haréis primero? Casa rural con actividad Más que una tarde o una noche, aquí se trata de todo un fin de semana, realizando actividades en entornos lejos de las grandes ciudades: cursos de cocina, visitas a bodegas, resolver un caso misterioso a modo de CSI o incluso una noche terrorífica en una casa de los horrores. Tras una escapada así, seguro que vuestra amistad se fortalece. Molino de Tresgrandas Helados en Rocambolesc A nadie le amarga un dulce y mucho menos un buen helado. Para tomar uno en buena compañía elegimos Rocambolesc, la heladería de Jordi Roca que además ha inaugurado en el Espacio Gourmet de Madrid un nuevo local, cerca de otros tres grandes espacios gastronómicos, por si nos quedamos con ganas de más. Helado de Rocambolesc Relajación en los baños árabes Uno de los grandes legados dejados por la cultura andalusí. Perfectos para relajarnos, olvidarnos de la rutina y las prisas y, al salir, ir a cenar a nuestro restaurante preferido. Uno de los que conservan la esencia del siglo X, son los que encontramos en Córdoba, unos baños construidos para Alhakem y su corte y ahora para ti y tus amigas. Baños del Alcázar Califal Restaurante Miss Sushi Colores rosas, violetas, tapizados atrevidos y baños repletos de detalles que nos encantan. Lejos de parecer un restaurante oriental, Miss Sushi sorprende, y mucho, por su decoración, sus mesas altas, bajas, sillones y todo tipo de complementos.  Tienen locales en Madrid, Valencia y Barcelona. Si no te queda cerca, ¡propón a tus amigas un finde urbanita completo! Restaurante Miss Sushi Adrenalina en estado puro ¿Sois atrevidas y preferís huir de la ciudad? Entonces, éste es vuestro plan. La sierra de Guadarrama cuenta con un sinfín de actividades al aire libre. Tanto si queremos hacer una ruta por nuestra cuenta como saltar de árbol en árbol mediante tirolinas, o un tranquilo paseo a caballo mientras charlamos. Escalada en la sierra de Guadarrama Un cóctail de moda Ir de cañas está bien, pero para un plan más relajado, un cóctail bien preparado apetece más. Con o sin alcohol, en España existen numerosas coctelerías donde atrevernos con nuevas mezclas o decantarnos por los tradicionales combinados. Pero siempre elaborados con mimo y las mejores marcas. Mezcaliña de PuntoMX Risoterapia y merienda Todos conocemos las ventajas de reír cada día. Especialmente si lo hacemos entre amigas. Una sesión dirigida de risoterapia combinada con una merienda dulce hará que nuestro cerebro libere las endorfinas necesarias para hacernos sentir como nuevas y olvidarnos por una tarde de la rutina y el estrés. Confitería Muñoz, Teruel Una escapada a un rincón ¿Por qué no comenzar una tradición? Un fin de semana anual donde salir a conocer los rincones participantes en El Mejor Rincón y hacerse una foto de grupo cada vez. Sencillo si no nos ponemos de acuerdo sobre dónde ir y qué ver. Cada año, un rincón diferente. Rincón Playa Grande, Asturias Un brunch Ya que entre semana vamos a la carrera, aprovechemos el fin de semana para tomar una comida que está entre el almuerzo o desayuno tardío y que nos permite dedicarnos el tiempo suficiente para conversar. No hace falta irse fuera de España. Aquí tenemos también numerosos lugares donde probarlo. Cuidado, crea adicción. Brunch de Giulietta Café Swap party y picoteo Una swap party es una reunión de amigas en casa de una de ellas donde cada invitada acude con prendas o complementos que ya no usa para intercambiarlos con otra amiga. Una forma diferente de renovar el vestuario. Si la anfitriona quiere ganarse además la admiración de todas, nada como un picoteo sencillo elaborado gracias a la Guía de alimentos y bebidas. Un picoteo elaborado con productos sencillos

Aviso

Uso de cookies

El presente sitio web y otros vinculados de Repsol utilizan cookies, propias y de terceros, para la mejora de nuestros servicios y de su experiencia como usuario, así como para ofrecerle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Más información sobre nuestra Política de cookies aquí.

Cerrar el tooltip