Zumo de tierra volcánica: Vino de Lanzarote


Viaje al centro de la sorprendente isla de Lanzarote, donde las vides encuentran humedad bajo la lava

Los exploradores europeos de los siglos XVIII y XIX que llegaban a Lanzarote se quedaban boquiabiertos al entrar en camello por el paraje de La Geria. Hoy, tres siglos después, el que visita este paisaje agrario siente la misma sensación de asombro que los antiguos trotamundos.

El barón Alexander von Humboldt (1769-1859), el naturalista más importante que ha visitado Canarias, hablaba de espectáculo imponente. La creación del sistema de cultivo para la vid con la arena volcánica -lapilli- que ha dado lugar a este paisaje antrópico tan original es una muestra de ello. La puerta de entrada por el pueblo de Uga, al sur de la isla, por donde se inicia la ruta es, sin duda, la más impresionante, con un marco incomparable al fondo, el Parque Nacional de Timanfaya y el Parque Natural de Los Volcanes.

El sereno de la noche, conocido en Lanzarote como la tarosa, hace brillar la arena negra volcánica y se aprecia la irregular geometría que forman los miles de arcos de piedra que configuran los cortavientos individualizados para cada planta. Siguiendo por la LZ-30, que cruza La Geria, se encuentran higueras y árboles frutales, asociados también al cultivo de la vid. En el paseo por la zona se aprecia cómo las vides están plantadas en el fondo de agujeros amplios de hasta 5 metros de diámetro y una profundidad de 1 a 2 metros. Las raíces de la vid penetran en las capas donde encuentran alguna humedad. 

Hoy, el paisaje de La Geria está siendo transformado  para permitir el uso de medios mecánicos, pues la tradicional forma semicircular de la vendimia sólo era posible mediante un proceso manual.

Por el corazón de los cultivos del vino de Lanzarote

Viñedos cultivados en lava, en La Geria

Frente a la bodega de La Geria, a la izquierda del camino, descubrimos una pequeña ermita recién restaurada, Nuestra Señora de la Caridad. Un poco más adelante, un cartel indica la montaña de El Chupadero. En este lugar, cada 18 de agosto, se celebra la fiesta del verano. 

Continuando por la carretera central, volvemos al camino que nos conduce a nuevas bodegas. Aquí se puede ver un corte geológico de las distintas capas de suelo donde crecen las plantas y sus raíces. La mayoría de las plantaciones de viñedos de La Geria son de las familias de Lanzarote, que siguen fielmente el cultivo tradicional.

Continuando la ruta por el camino principal, hay que desviarse hacia La Asomada y luego al poblado de Vegas de Tegoyo. Justo frente a la ermita de este pueblecito se puede admirar un jameo, tubo volcánico, a ras del suelo. 

La Montaña de Fuego se puede visitar en una guagua (autobús) o a lomos de un camello

De vuelta a la LZ-30, en dirección a Teguise, desviándose por la LZ-56, se llega a un área llamada Tinguatón, uno de los puntos más próximos al Parque Nacional; y de allí a Tinajo, la localidad de Lanzarote donde hay más viñas.

Tomando aquí la LZ-58 y luego, a la derecha, la LZ-30, el siguiente enclave es Masdache, un pequeño pueblo orgulloso de su ermita. Nada más pasar este poblado, a la izquierda, hay que hacer una parada imprescindible en esta ruta: el Museo del Vino, instalado en la bodega El Grifo, del siglo XVIII, la más antigua de Canarias. Allí, a la izquierda, aparece un camino que va a El Islote, un interesante lugar para los verdaderos amantes del vino. 

De vuelta a la carretera se llega a Teguise, donde se encuentra la casa-museo Monumento al Campesino, la puerta de salida del espectacular paisaje de La Geria, situado justo en el centro geográfico de la isla. Este recorrido deja en el viajero sensaciones impactantes e inolvidables.

EL PRODUCTO: RINCÓN DEL VINO DE LANZAROTE

Vino de Canarias

Denominación de Origen (D.O.)

La forma de cultivar el vino en Lanzarote es única en el mundo: la uva crece en hoyos excavados en la ceniza volcánica, en un paisaje sublime que durante siglos ha esculpido el agricultor conejero (habitante de Lanzarote). 

El segundo elemento diferenciador del vino de Lanzarote es la variedad de la uva: la malvasía, que se cultiva en islas -Grecia, Sicilia, etc.- y, principalmente, en Canarias. Esta uva da unos vinos jóvenes, suaves y afrutados, con unos perfiles muy buscados, al ser delicados, tanto en boca como en nariz. 

Fundación Española de la Nutrición

Contiene agua, alcohol, azúcares no fermentables, ácidos orgánicos, sales minerales y vitaminas del grupo B,  además de colorantes y antioxidantes. Su valor energético depende del grado alcohólico (7 kcal./gr.) 
y de azúcares (4 kcal./gr.). 

Su consumo moderado es beneficioso para prevenir enfermedades degenerativas, cardiovasculares y ciertos tipos de cáncer.

www.dolanzarote.com

Lo que tienes que saber...

PRODUCTOS DE LA ZONA 

Destacan las papas arrugadas, pequeñas patatas cocidas con agua de mar con mojo, aliño elaborado con especias del lugar. También, el gofio, harina de cereal tostado y amasado con un buen caldo de pescado;  los pejines, peces pequeños de la familia de las sardinas, los boquerones y la vieja, un pescado de la zona, asado. Los guisos más populares son el puchero canario con garbanzos o judías. Las carnes recomendadas son el conejo en salmorejo y la carne de baifo, cabrito, embarrada con mojo picón y frito.

QUÉ COMPRAR

Los cuencos de barro cocidos al sol (gánicos) servían para preparar los alimentos a los antiguos habitantes de la isla. Son muchas las casas donde se trabaja la alfarería y la cerámica. Los cestos, esteras, escobas y sombreros de palma, mimbre o pita, son otros de los elementos artesanales que definen a Lanzarote, así como la confección de tejidos de bolillos, bordados, calados, ganchillos, hilado, macramé o telares. Otra actividad artesanal son los trabajos en piedra de las canteras locales. No se puede olvidar la sal marina elaborada a la antigua usanza en las viejas Salinas del Janubio. 

MEJOR ÉPOCA PARA HACER LA RUTA

Julio: Los primeros días del mes se realiza en Lanzarote la primera vendimia de Europa. La recogida de la uva en La Geria es manual. La mujer continua utilizado los atavíos para protegerse del sol que utilizaban sus abuelas y todavía algunas familias se ayudan del camello y el burro para cargar la uva. 

FIESTAS

Desde hace ocho años, cada 15 de agosto se celebra la Fiesta del Vino en La Geria. Se organiza en el núcleo central del paraje protegido, en la zona de la ermita de Nuestra Señora  de la Caridad. Las bodegas montan grandes carpas e invitan a todo el que se acerque a tomar una copa de vino. 

VISITA OBLIGADA

Sin ir al espacio, dentro del planeta Tierra existe un lugar completamente de otro mundo a los ojos de cualquier humano, Timanfaya, un mar de lavas recientes que ha sido declarado Parque Nacional. La Montaña de Fuego se puede visitar en una guagua (autobús) o a lomos de un camello .También son posibles paseos a pie, previa cita en el Centro de Visitantes de Mancha Blanca. 

SORPRESA

La ermita de Nuestra Señora de la Caridad, situada en La Geria. Fue construida a principios del siglo XVII. Luego fue sepultada por la erupción del Timanfaya en 1730 y se volvió a desenterrar a principios del siglo pasado.  En su interior se encuentra  uno de los lienzos más importantes de Lanzarote, la Virgen de la Caridad del Cobre, de procedencia americana.

Acceso a Confianza online