COMER
VIAJAR
SOÑAR
La Guía
MAPAS
TU PLAN
Maleta

¿Vas a hacer un viaje?

Organiza los detalles con nuestro planificador y no te pierdas nada.

Empezar

Playas muy caninas: ¡Al agua perros!

La costa española cuenta con algunas playas oficiales y bien equipadas para poder darnos un chapuzón con nuestra mascota sin temor a multas municipales o quejas vecinales. Eso sí, son lugares que no se encuentran fácilmente. Por eso, seleccionamos los mejores enclaves 'petfriendly' del litoral donde poder lanzarnos al agua en compañía de nuestro amigo de cuatro patas.


Texto: SARA SÁEZ

Principado de Asturias

Una de las pocas playas a la que se puede ir a pasar un día playero o a dar un paseo con tu perro (ya que se admiten mascotas durante todo el año) se encuentra en Gijón y se llama Playa del Rinconín o de Cervigón, situada justo donde muere la playa de San Lorenzo.

Es una pequeña cala de arena oscura y roca que suele estar bastante concurrida por lo que tu perro (y tú) podéis hacer amigos. Está muy bien equipada (cuenta con duchas) y en ella se pueden practicar deportes como el submarinismo, snorkel, surf, bodyboard, longboard y paddlesurf. Además, en ella comienza la senda El Rinconcín-La Ñora, de 9,3 kilómetros muy apta para el senderismo y el cicloturismo.

Muchas veces, las playas accesibles para perros son pedregosas y desangeladas, pero la Cala Saliencia, en Cudillero, es casi de cuento porque forma parte del Paisaje Protegido de la Costa Occidental asturiano. Es un terreno virgen junto a la Playa de Lairin. No hay aparcamiento, por lo que se recomienda dejar el coche en el cercano pueblo de Novellana. Tiene un oleaje moderado y los canes son bienvenidos durante todo el año.

Playa del Rinconín (Gijón)
Playa del Rinconín (Gijón). Foto: Flickr / José Rodríguez, derechos cedidos a guiarepsol.com.

Islas Canarias

Fuerteventura

A pesar de que el litoral del archipiélago es bastante extenso, pocas son las playas habilitadas para el uso y disfrute de animales domésticos. El Ayuntamiento del municipio de Puerto del Rosario ha habilitado cinco zonas en las que se autoriza el acceso al mar para el baño de perros durante todo el año. La primera se encuentra en la desembocadura del Barranco de La Muley, en el Matorral; la segunda, en la desembocadura del Barranco de El Negrito, en Los Pozos; la tercera, en la Punta de la Arena, justo en el camino viejo a Puerto Lajas; la cuarta, en la desembocadura del Barranco de la Herradura, al sur de Puerto Lajas; y la última, en la desembocadura del Barranco de Guisguey, situado al norte de Puerto Lajas.

Mientras que el Ayuntamiento de La Oliva, en la zona de Corralejo, ha preparado la Playa Bristol. En todas ellas se ha de mantener una serie de normas lógicas como no soltar a los animales incontrolables, vigilarlos en todo momento para que no molesten a bañistas y otros perros; asumir responsabilidades en caso de daños y, por supuesto, recoger sus excrementos.

Lanzarote

En la zona centro-sur de Lanzarote se encuentra el municipio de Tías y a él pertenece la Playa de Guacimeta. En ella, hace un par de años, se habilitó una zona canina de 165 metros lineales sin límite de horario pero, eso sí, bajo estrictas normas de comportamiento como que todos los canes deben de ir atados con correa o extensor salvo si no están en el agua. Aunque la primera ribera de la isla en habilitarse para el uso y disfrute perruno fue la Playa de las Coloradas, dependiente del Ayuntamiento de Yaiza, pero a tiempo limitado, porque en temporada alta sólo podemos ir a bañarnos con ellas de 7 a 10 de la mañana y de 19 a 21 horas, cuando la afluencia de público es menor.


Playa del Confital, en Tenerife. Foto: El Coleccionista de Instantes Fotografía & Video / Flicr (con CC).

Gran Canaria

Al norte de la isla se encuentra la Playa de Bocabarranco, perteneciente al municipio de Jinámar (Telde). Son 6.000 metros cuadrados de orilla de arena negra y piedras donde se pueden soltar a los perros todo el año y sin limitación de horario. En Agüimes está la Playa de los Tres Peos, una playa pequeña de arena oscura y con mucho oleaje a la que se puede acudir los 365 días del año, pero parece ser que está llena de basura que arrastra la marea. En la misma localidad se encuentra la Playa de los Cuervitos, muy cercana a la anterior y más rocosa.

La Palma

En el municipio de Tazacorte se encuentra la Playa de Los Guirres o Playa Nueva. Mide unos 500 metros de largo de arena negra y piedras y presenta un oleaje tirando a alto, por lo que es habitual encontrar surfistas. Es un entorno natural por lo que no vayas buscando muchos chiringuitos.

Tenerife

Si a tu perro le gusta mojarse, en Tenerife se lo pasará de lujo porque cuenta con varias áreas destinadas a su baño y disfrute. Junto al Club Náutico de Puertito de Güimar se encuentra la Playa del Cabezo, de fina arena y aguas poco profundas. Cuenta además con los servicios habituales (duchas, vestuarios, servicios) y hay hoteles cercanos que admiten mascotas. Mientras que en Granadilla de Abona se encuentra la Playa del Confital o del Horno, un espacio aislado con unos 150 metros de arena que se queda pequeño en verano ante la afluencia de lugareños y sus mascotas.

Comunidad Valenciana

Alicante

En Campello se encuentra la Playa de Punta del Riu Sec, una pequeña cala de cantos rodados situada entre las playas de Carrerlamar y Muchavista. A ella acuden muchos surfistas, tiene fácil acceso y, a 500 metros, se encuentra una zona canina para jugar. La Playa del Xarco, en Villajoyosa, se estrenó el año pasado como playa canina; eso sí, con ciertas limitaciones: se deberá dejar un área de paso de seis metros hacia la orilla, los canes tendrán que estar atados, el dueño debe de llevar la cartilla correspondiente y los potencialmente peligrosos deberán ir con bozal.

Valencia

Existen tres puntos oficiales donde los canes pueden remojarse sin temor a la ley. El primero de ellos es la Playa de la Torreta-Santa Elvira, en el Puig. Es una zona acotada en la que no faltan bolsas y papeleras para recoger y depositar excrementos, pasarela, lavapiés, mástiles de señalización, carteles indicativos e, incluso, socorrista. La Playa de Pinedo es una pequeña zona que se encuentra al sur de la ciudad. Su arena es fina y el agua tranquila con oleaje moderado para que los canes pasen una jornada playera sin sobresaltos. Aunque la pionera playa levantina en ser dogfriendly es Playa Can, en la Playa de L’Ahuir de Gandía. Es una zona bien delimitada, abierta sólo los meses de verano. En ella se pueden pedir postes para atar a nuestras mascotas y cuenta con un dispensador de bolsas biodegradables para residuos orgánicos. La buena convivencia entre bañistas y canes es habitual y su equipo de socorristas explica a los recién llegados las normas a seguir, como que los perros deben bañarse con sus amos o llevar consigo la cartilla de vacunación. Además, Cullera acaba de anunciar que, a partir del 1 de julio, ya estará en funcionamiento un área específica para animales en la Playa de El Brosquil.

Playa del Xarco (Villajoyosa, Alicante)Playa del Xarco (Villajoyosa, Alicante). Foto: Flickr / Jesús Alenda. Creative Commons.

En Santa Pola están Las calas del Cuartel, situadas junto a la playa del Bancal de la Arena, una zona de gran valor paisajístico y medioambiental. Pues este año se ha habilitado la Cala III de las Calas del Cuartel como área para disfrutar del mar con los animales, tal ha sido la aceptación vecinal que ha sido bautizada como Caleta del Gossets. Es un enclave natural, de piedras y arena y con equipamientos básicos. La Playa de Agua Amarga, en Alicante, es operativa desde este año. Un espacio de 250 metros lineales que cuenta con enganches, sombrillas adaptadas, plataformas con bebederos y comederos desechables y hasta chiringuitos donde comprar comida para canes. De las más modernas en todo el territorio español. Y en Elche se espe poner en funcionamiento la Playa de El Pinet este verano. Habrá que esperar.

Castellón

En el extremo sur del término municipal de Vinarós se encuentra la Playa de Aiguaoliva, una pequeña cala de arena y cantos rodados donde los canes pueden desfogarse a sus anchas.

Murcia

Mazarrón cuenta con tres enclaves de fácil acceso y utilizables durante todo el año. La primera es la de Las Cobaticas, una playa natural entre Bolnuevo y Percheles  de una extraordinaria belleza. Tiene unos mil metros de largo y 30 metros de ancho y su suelo es de arena mezclada con cantos rodados y grava. En un entorno semi urbano se encuentra la Playa Sierra de las Moreras, con unas dimensiones de 500 metros de largo por 60 de ancho. Es perfecta para ir a pasear durante cualquier época del año porque tiene un agradable suelo de arena dorada. La de El Gachero no es muy popular entre los bañistas (es de arena dura con cantos rodados) por lo que es perfecta si se busca un ambiente relajado. Además, su poco oleaje y sus aguas cristalinas animan a que las mascotas se metan en el agua sin temor a las olas.

Cantabria

Algunas playas norteñas tienen limitaciones de horario, como la de Berría, en Santoña. En los meses de verano solo se permite la entrada con la mascota hasta las 8 de la mañana y a partir de las 21 horas. Durante el resto del año se puede llevar al perro en cualquier momento. Una bonita playa del Cantábrico que suele llenarse tanto de animales como humanos. Muy agradable. En San Vicente de la Barquera se encuentra la Playa de la Maza o Playa de los Vagos, llamada así porque es el primer arenal que se encuentra uno en el recorrido a pie hasta el resto de playas de esta villa marinera. Los requisitos para bañarte con tu perro son los habituales: recoger sus excrementos, vigilarle para que no moleste a otros bañistas y llevar la cartilla en regla.

Playa de Berria (Santoña)
Playa de Berria (Santoña). Foto: Flickr / @saul_hr, derechos cedidos a guiarepsol.com.

Castro Urdiales tiene dos tipos de playas diferentes: las que pueden acudir las mascotas a cualquier hora los 365 día del año, y las que solo tienen permitido el acceso en temporada baja o a determinadas horas. La Playa de Arcisero es la única que acepta mascotas durante todo el año, eso sí, es pedregosa y tiene bastante oleaje. La de Brazomar solo admite canes de octubre a abril, pero es de arena fina y cuenta con un paseo marítimo donde pasear con tu mascota. Playas abiertas en similares fechas son las de Dicido, frente al Cargadero de Mioño, de cantos rodados y fuerte oleaje, pero tiene duchas. Y la de Oriñón, de arena fina a la que acuden muchos bañistas.

En Santoña está la Playa de Berría, abierta a los canes durante todo el año de 20 a 10 horas. Es de arena fina y cuenta con duchas, aseos y alquiler de hamacas. En Suances está la Playa de la Riberuca pero no es muy buena para los perros –según comentan los lugareños– porque se hunden en la tierra.

Galicia

Pontevedra

La Playa Canina de la Isla de La Toja, en O Grove, es la única urbana del municipio. Está situada en un lugar privilegiado, en el margen izquierdo del centenario puente de La Toja. Detrás tiene un amplio pinar para aquellos canes (y dueños) que buscan la sombra. También en O Grove está la Playa O Espiño, al lado del Puerto Deportivo de Pedras Negras, tiene unos 75 metros de longitud, poco oleaje y es de arena blanca y fina, perfecta para aquellos perros que gustan rebozarse a conciencia.

En Cangas está la Playa de A Congorza, con 150 metros de largo. Es de arena y tiene poco oleaje, lo que favorece el baño de los canes.

Lugo

En aguas del Cantábrico se encuentra la Playa de San Román o Área Grande, en el municipio de O Vicedo, y a ella se puede ir durante todo el año.

A Coruña

En Ares, el Ayuntamiento ha habilitado Las Estacas. Es un pequeño tramo de la gran playa urbana con la que cuenta el municipio, justo el último tramo antes de llegar al puerto. Es de arena fina y blanca y casi no tiene oleaje. En A Pobra da Caramiñal se encuentra la Playa del Arenal, una extensa franja de fina arena con aguas poco agitadas.

Playa de San Román (O Vicedo, Lugo)
Playa de San Román (O Vicedo, Lugo). Foto: Flickr / Baltasar Martínez, derechos cedidos a guiarepsol.com.

Cataluña

Girona

Aunque hay muchas calas y playas (Tamariua, en Port de la Selva, Roque Planes, en Calonge, Cala de Crit, en Mont, Cap de Planes, en Palamos…) a las que los bañistas se animan y atreven a ir con sus mascotas a pesar de poder ser multados, solo hay una 'oficial' donde los perros y los dueños pueden disfrutar de un día fabuloso sin que tener que estar controlando todo el rato. Ésta es la Playa de la Rubina, en Castelló de Empuries (Empuria Brava), una playa natural de arena fina a la que se puede acudir durante todo el año.

Barcelona

El Ayuntamiento de Barcelona ha adecuado este verano (como prueba piloto) un espacio de 1.200 metros cuadrados, adaptados –desde junio hasta primeros de septiembre– para perros en la Playa de Llevant de la ciudad. Esta área podrá ser usada por los canes en plena temporada de baño, cuando está prohibida la presencia de estos animales en las otras playas. Contarán, además, con zonas de recreo con mobiliario urbano para el descanso de los propietarios (sillas, bancos, fuentes, papeleras) y para que los animales salten, jueguen y hagan ejercicio (vallas, juegos, vegetación). En Sitges se encuentra la Cala Vallcarca, que queda un poco aislada respecto a las que no tienen permitido el acceso. Además, en lugar de paseo marítimo está rodeada por un pequeño bosque, aunque una fábrica de cemento cercana le quita bastante encanto.

En Arenys de Mar se encuentra la Playa de El Cavaió, que permite la entrada de canes entre los días 1 de junio y el 15 de septiembre en un horario de 20 a 8 h., cuando no hay bañistas. En esta misma localidad del Maresme están la Cala de La Musclera, La Picòrdia y la Playa de les Roques d’en Lluc, pero también tienen limitación horaria en los meses de temporada alta.

Este año, el Ayuntamiento de Sant Pol de Mar ha declarado una zona apta para el baño canino. Se trata de la Playa de Les Banyeretes y se encuentra junto al espigón de la cala de Can Villar. Con 300 metros de longitud, está formada de arena y roca y en ella hay que cuidar el comportamiento de nuestros perros.

Cala La Musclera (Barcelona). Foto: Flickr / Montse Poch (permisos cedidos a guiarepsol.com).

Tarragona

Al final del paseo marítimo de Ruimar se ubica la Playa de la Bassa de Arena, en Deltebre. En ella, los perros pueden bañarse a cualquier hora siempre que estén controlados por sus dueños. En Alcanar se sitúa La Platjola, una playa virgen al sur de la localidad y alejada del entorno urbano. Tiene fácil acceso y es de grava. Se aconseja llevar la cartilla y tener la correa a mano.

En Ametella de Mar se encuentra la Playa de Bon Caponet, formada por muchas piedras y poca arena pero cuenta con duchas para perros. También en la misma localidad, la Cala Cementiri, una pequeña cala pedregosa situada al norte y en un entorno natural.

En Cambrils acaban de inaugurar la Playa de Riera d’Alforja, situada entre el paseo de las Palmeras y un pequeño oasis de vegetación.

Andalucía

Almería

En Mojácar existe la Playa del Castillo de Macenas, una zona con más de 1.400 metros sin paseo marítimo y con poca urbanización alrededor. Es una playa de rocas y de arena grisácea situada en un bonito entorno natural.

Granada

Dentro de los 11.000 metros que tiene la Playa de El Cable en Motril se ha instalado Playacan, considerado un oasis para los perros. Tiene 250 metros y en ella no hay problema de relajarnos con nuestro perro siempre que recojamos los excrementos, llevemos a los potencialmente peligrosos con bozal y nuestros canes no molesten al resto de los bañistas.

Vista de Playacan, en Granada. Foto: Flickr / Romeo&Gara (derechos cedidos a guiarepsol.com).

Málaga

Pese a la prohibición por parte de la Junta de Andalucía de habilitar playas caninas en su costa, Fuengirola ha habilitado la Playa Canina del Castillo de Sohail, un espacio de arena donde los perros de más de 20 kilos deberán llevar bozal. El Arroyo de Totalán, entre Málaga y Rincón de la Victoria, se ha convertido en la playa para perros más grande de la provincia con 14.000 metros cuadrados. Cuenta con papeleras especiales para excrementos, ducha y un oasis con palmeras donde los perro pueden descansar. Aunque los perros potencialmente peligrosos tienen prohibida la entrada y los de más de 20 kilos deben llevar bozal.

Cádiz

Los perros no pueden acceder a las playas de El Puerto de Santamaría en temporada alta, es decir, en el periodo comprendido entre el 1 de junio y el 30 de septiembre. El resto del año, su entrada está permitida.

Islas Baleares

Menorca

El Ayuntamiento de Es Migjorn Gran tiene dos playas petfiendly. La primera es Binigaus, un arenal situado al lado de la urbanización Santo Tomás; lo malo es que es de horario restringido y solo podemos acceder con can después de las siete de la tarde y antes de las 9 de la mañana. En la segunda, Cala Fustam, los perros son aceptados sin ningún tipo de restricción horaria. Eso sí, ¡el perro debe ir atado! Además, tiene un difícil acceso pero merece la pena porque es una maravillosa cala virgen.

Cala Fustam (Menorca)
Cala Fustam (Menorca). Foto: Flickr / Iñigo Yvorra, Creative Commons.

A 8 kilómetros de Es Migjorn Gran se encuentra Cala Escorxada, aunque el acceso no es muy fácil, merece la pena ir por su encanto. No es muy grande y está cubierta por un pinar que llega casi hasta primera línea de la costa, aguas cristalinas y arena blanca. Además hay poca afluencia de bañistas locales y foráneos. Cala Pudent es muy pequeña (tan sólo 50 metros de longitud) pero a ella se puede ir durante todo el año y sin restricciones horarias. Pertenece al municipio de Es Mercadas y se encuentra a 11 km de Fornells. Es una cala virgen de aguas cristalinas y azuladas con arena blanca.

Mallorca

La Playa de Llenaire se encuentra muy cerca del Port de Pollença en dirección a Alcudia. Es una playa de gran afluencia en verano, sobre todo de familias con mascotas que quieren disfrutar de un buen día de diversión, aunque el año pasado hubo detractores que envenenaron a varios perros, por lo que se aconseja tener bien vigilada a la mascota en todo momento. Es una playa pedregosa, pero cuenta detrás con un estupendo pinar donde descansar a la sombra.

A 14 km de Santa Margalida se encuentra la Playa de Na Patana, una playa virgen de aguas poco profundas que cuenta con el Pinar des Revellar a sus espaldas. Un estupendo enclave para pasar un día de relax. A la altura del aeropuerto de Palma de Mallorca encontrarás Es Carnatge, la primera playa que se habilitó en la isla para que los canes pudieran desfogarse. Son 33.000 metros cuadrados de arena y mar que cuenta, además, con una zona de ocio canino.

Debido a su cercanía con el aeropuerto de Palma, Cala Gamba no es muy popular entre los bañistas, pero sí entre los que tienen perros porque allí son bienvenidos los 365 días del año. Es una zona recogida, con roquedal y algo de playa con arena parda de grano grueso.

En Andratx se encuentra Cala Blanca, situada a 2 km de Camp de Mar. Es una diminuta zona con poca afluencia de público debido a su difícil acceso. Es un lugar virgen, rodeado de naturaleza y con aguas turquesas. La playa está formada fundamentalmente de cantos rodados y rocas. Estas son las áreas donde se permiten animales durante todo el año, pero luego hay municipios (Muro, Artá, Andrax, Pollença y Capdepera) que permiten la entrada de canes en todo su litoral sólo en temporada baja.

Ibiza

En Santa Eulalia del Rio se sitúa Ses Roquetes, una playa urbana de grava y arena dorada en la que puedes darte un remojón con tu mascota. Eso sí, al ser urbana hay que tener la correa siempre a mano porque es obligatorio tenerle controlado en todo momento.

Fecha de actualización: 17 de julio de 2017

Comentarios

Aviso sobre uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros con fines estadísticos y publicitarios para mejorar tu experiencia de usuario. Si continúas, consideramos que conoces nuestra Política de Cookies y que estás de acuerdo con su uso. Continuar

Cerrar el tooltip