Peñafiel | Guía Repsol

PEÑAFIEL

En el corazón de la Ribera del Duero, apenas 21 kilómetros de la N-122 separan el pueblo de Quintanilla de Onésimo de Peñafiel. Todo es llano, el viaje es relajado y el paisaje de viñedos y bodegas te deja embobado al volante. Pero cuidado, no bajes...

Te descubrimos seis rincones llenos de encanto en torno a la N-122 para conseguir ese 'selfie' en la ruta de Quintanilla de Onésimo a Peñafiel que dejará a todos tus seguidores de Instagram con la boca abierta. No pararán de llegarte likes. Eso sí,...

La N-122 es la arteria que atraviesa de lleno el corazón latente de la Ribera del Duero. La entrada a un viaje sensorial difícil de olvidar si lo vives plenamente. Respira hondo, ya huele a vendimia. El paisaje ondea con hileras de viñedos...