{{title}}
{{buttonText}}
1 /

Visiedo

El pueblo donde perdura el dance

Compartir

Visitar Visiedo conlleva recorrer sus edificios más emblemáticos, disfrutar de su paisaje y contemplar una de las tradiciones más preciadas de la comarca como es el dance de Visiedo. Al pasear por sus callejuelas aparecen la iglesia parroquial de San Pedro (construida a mitad del s.XX), la ermita de Nuestra Señora del Carmen del s. XVIII construida en mampostería, el castillo construido durante el s. XV en el transcurso de la guerra de los dos Pedros (Pedro I de Castilla y Pedro IV de Aragón entre 1356 y 1369) que conserva prácticamente todas sus torres, el ayuntamiento que consta de dos plantas construidas en mampostería (en una de sus plantas cuenta con lonja de tres vanos y arcos rebajados) y, por último, el Humilladero, uno de los escasos ejemplos que existen en la provincia de Teruel (en su interior alberga una cruz).

Además, este municipio destaca por sus paisajes formados de parameras. No obstante, el protagonismo recae sobre el Olmo de Visiedo, un ejemplar de olmo que se encuentra en la plaza del municipio y en un excelente estado de conservación (10 metros de altura y 1,28 metros de diámetro). En último lugar, pero no menos importante, hay que hacer especial mención al dance de Visiedo, cuyo origen data en la Edad Media. Su última celebración fue en los años cincuenta, sin embargo a partir de 1981 se ha representado de nuevo y pasa a celebrarse durante el verano (el último domingo de agosto) cada cinco años.

Contacto