{{title}}
{{buttonText}}
1 /

Aliseda

Cuna del famoso tesoro tartésico

Compartir

Cruce de caminos desde la antigüedad, a Aliseda le otorgan fama e interés sus hallazgos arqueológicos y la belleza de su marco natural. Este municipio cacereño es el punto de paso tradicional entre el interior de la Sierra de San Pedro y Alburqueque, algo que ha conferido huella a su carácter y a su patrimonio. En las calles del pueblo se asoman casas encaladas que nos hablan de una Extremadura tradicional. La Plaza Mayor reclama la atención del visitante con su fuente, del siglo XVI, y también lo hace la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, construida entre los siglos XV y XVIII. Una visita muy interesante es la que puede hacerse a la Mina Pastora, a unos 8 kilómetros de Aliseda. Allí, además de contemplar las rapaces que sobrevuelan este paraje, se puede visitar la Cueva de la Gitana.

Contacto

Localización