Cabra de Mora

Cabra de Mora

Información turística: 978800163

Web información turística

Entre los ríos Valbona y Alcalá se alza este bonito pueblo que, a pesar de ser muy pequeño, está salpicado de monumentos parroquiales que merece la pena visitar. La iglesia de San Miguel (1706), construida a comienzos del siglo XVIII, es el mayor bien patrimonial del municipio, declarada en 2001 Bien de Interés Cultural (BIC). Se trata de un edificio de estilo barroco. Alberga el Retablo Mayor y una hornacina con una imagen medieval de la Virgen.

Además, este municipio, rodeado de numerosos manantiales y fuentes de agua cristalina, está salpicado por varias ermitas de entre los siglos XVII y XVIII. Tras un paseo por sus estrechas callejuelas de fachadas de piedra, adornadas con ventanales de madera y decoradas a menudo con hiedras y flores, es recomendable parar en las ermitas de la Virgen de Loreto (1630) y la de la Virgen de los Desamparados (1690).

Hay una tercera ermita en el pueblo, la de la Escala Santa, que merece especial atención. Se trata de una réplica de su equivalente en San Juan de Letrán, en Roma. Trata de emular los 28 escalones que según las creencias cristianas, subió Jesús para ser juzgado por el gobernador romano Poncio Pilato. Subir de rodillas estos 28 peldaños de mármol negro otorgará al creyente siete años de indulgencia por cada escalón. O eso dicen.

Planes en Cabra de Mora

Ver todos