Calanda

Calanda

Información turística: 978846524

Web información turística

El milagro se abre paso en Calanda. Además de un museo dedicado a ello, la Semana Santa impresiona y se ve engrandecida al ritmo de la percusión de los bombos y tambores con 'el romper la hora'. Ese potente estruendo constituye una de las principales razones que ponen en el mapa a este municipio turolense, cuna de Luis Buñuel. Aquí nació el famoso director surrealista cuyas ideas aún vagan entre las paredes del museo. En el Centro Buñuel de Calanda, se repasa su biografía, pensamiento y obra con el objetivo de fomentar el conocimiento y la investigación de esta genial figura. La vivienda en la que nació se encuentra muy céntrica, en la Plaza de España. Sin duda, ese lugar es un triángulo monumental donde sobresalen los frescos de Ayuntamiento y la iglesia de Nuestra Señora de la Esperanza rodeada de viviendas tradicionales. En las afueras, aunque en ruinas, aún es posible contemplar el convento del Desierto. Por último, no se puede dejar atrás Calanda sin probar sus melocotones que cuentan con el distintivo de Denominación de Origen. Su tamaño, sabor y color los hacen únicos. Calanda resuena entre bombos y tambores como si fuera un largometraje que transmite el sabor más auténtico.

En Calanda se produjo un milagro en el siglo XVII. Se cuenta que Miguel Pellicer perdió una pierna al volcar su carro mientras atravesaba este municipio. Tras untarse la herida con aceite de la Virgen y esperar, le volvió a crecer de nuevo. Esta historia es la base del museo del Milagro situado en la villa.

Planes Cercanos

Planes en Calanda

Ver todos