{{title}}
{{buttonText}}
1 /

Espinosa de los Caballeros

El pueblo de los Templarios

Compartir

Localidad de unos 100 habitantes situada muy cerca de la autovía A6 (Madrid – A Coruña), próxima a la frontera provincial con Segovia y a solo 9 km de Arévalo. Dista de Ávila 45,5 km.

Dicen que el apellido “de los caballeros” responde al pasado de esta población como pueblo donado por el rey a los Templarios, allá por el año 1174. En la cercana Segovia, al fin y al cabo, también tenían uno de sus templos emblemáticos, la Vera Cruz.

Lo mejor que ha quedado en el presente es una de las iglesias más originales de este rincón de La Moraña, San Andrés Apóstol. Por un lado es mudéjar muy purista, con esa gran torre esbelta (sillarejo encintado por ladrillo en lugar del calicanto más común) a la que se atribuye un origen militar. Parece confirmarlo una aspillera. Y por otro lado es románica: es seguramente la única en toda la comarca con un ábside construido en sillar de arenisca como tantos otros templos en la vecina Segovia o en Ávila capital. Casi es un contrasentido arquitectónico y llama a preguntarse varios porqués de esa originalidad. Curioso cómo ha resistido una leyenda en la pared de la nave junto a la entrada principal: “Vivan los quintos de 1954”. Ya casi puede calificarse de grafiti histórico.

Al otro lado de la autovía A6 se extienden amplias manchas de pinar resinero, junto al cauce del Adaja, en único permanente en muchos kilómetros a la redonda.