{{title}}
{{buttonText}}
1 /

La Pesquera

Naturaleza en estado puro

Compartir

Con apenas 250 habitantes, este municipio de la Alta Manchuela es un reclamo para los amantes de la naturaleza. Ubicado entre la altiplanicie de Matallana y la prolongación de la sierra de Mira, los parajes del Perejil y el Santo de Pajazo, con las hoces del río Cabriel como escenario, son los más llamativos de este entorno plagado de manantiales. No hay que perderse el de la Rambla salá.

En cuanto a su patrimonio artístico, son interesantes la iglesia de la Purificación de María (siglos XVII y XVIII) y la Casa Palacio, más conocida como la Venta del Pesquete, que es la única casa histórica de interés (siglos XVII y XVIII) de la localidad. Otrora fue una casa de postas y dio origen a la villa.

Contacto