{{title}}
{{buttonText}}
1 /

Tremp

Rincones de prestigio medieval y paseos que dejan huella

Compartir

El viaje entre la gran llanura de Lleida y su Pirineo nos obliga a un parada en Tremp, el gran enclave entre estos dos mundos. Con el término municipal más grande de Catalunya, la capital del Pallars Jussà se erige cautivadora entre las aguas del río Noguera Pallaresa y las sierras del Montsec, Montllobar, Lleràs, Carreu y Comiols. El viajero encuentra en Tremp una animada población rica en patrimonio histórico y un importante centro de servicios en medio de un entorno de caudales, senderos, bosques y cimas de vértigo.

El núcleo urbano ocupa un plano elevado sobre el río en torno a la primitiva iglesia románica de Santa María. Este núcleo primitivo medieval se observa aún en el entramado laberíntico de callejones del casco viejo y sus paseos perimetrales, recuerdo de las antiguas murallas.  Del muro de defensa se conservan dos torres que reclaman orgullosas el pasado fortificado del enclave y dan acceso al casco viejo de la villa. Aquí el viajero encuentra el sosiego de las calles sin tránsito y los rincones de su legado histórico. La imponente Basílica de Valldeflors impone aquí su abolengo. Levantada en el siglo XVII sobre los vestigios de la original románica, la iglesia se eleva con una soberbia nave central de estilo gótico tardío y una torre octogonal que es a la vez la gran atalaya de la ciudad y su entorno natural. El campanario contempla de tú a tú la Torre de la Sagristia de la antigua muralla, formando un binomio de prestigio.

El paseo por el patrimonio de Tremp permite también la visita al antiguo hospital, un edificio robusto del siglo XVI, y a las casas señoriales que pueblan las calles del centro, como la del Baró d'Abella. A lo largo de los nuevos barrios la población se relaja en coquetas y acogedoras plazas como las de la Princesa Sofía, la del Mercat o la de la Creu. En su término municipal se conserva la iglesia románica de Sant Pere d'Orrit. El ocho de septiembre Tremp llama a propios y extraños a una fiesta mayor que es una de las citas claves del Pirineo. 

Contacto