Consejos clave para practicar senderismo y caminar por la montaña

Caminante, hay camino para todos

El camino de las cascadas
Cada vez son más los que se unen a la fiebre del senderismo. Foto: Alfredo Merino / Marga Estebaranz.

Si hay alguna actividad que simbolice el archiconocido lema Men sana in corpore sano, que nos legó el poeta Juvenal allá por el siglo II, es la de caminar por la montaña. Senderismo, marcha nórdica, travesía, son algunos de los nombres para los pasos de los caminantes. Caminar tiene algo de primitivo, de innato, a la vez que, de estético, de recogimiento y meditación… Grandes ideas han surgido al caminar, grandes escritores, artistas científicos y filósofos encontraron la inspiración para su obra en el arte de pasear.

Ser caminante implica un estilo de vida saludable, pues nadie duda de la holganza de cuerpo y alma que procura el paseo. Sencillez, ausencia de riesgo y bajo coste económico caracterizan una actividad muy adecuada para amplios segmentos de la población. Si, además, nuestro camino recorre parajes naturales, iremos al encuentro de lo maravilloso.

hospital san lazaro padraira
Hay un puñado de cosas a tener en cuenta para disfrutar de la ruta al cien por cien. Foto: Alfredo Cáliz.
# 1. Decálogo del buen caminante

1. Decálogo del buen caminante

Prepárate

Prepara el recorrido y elige la ruta que mejor se adapte a tus condiciones. Documéntate en los centros de información y bibliografía especializada. Consulta la meteorología previamente. Si vas solo, avisa a alguien de tu itinerario. Si vas con niños, presta especial atención a los recorridos con senderos señalizados, paneles informativos, centros de interpretación y zonas recreativas, evitando siempre las dificultades geográficas y desniveles elevados. Si no tienes la experiencia requerida, fórmate en las escuelas de montaña y/o contrata los servicios de un guía de montaña profesional acreditado.

Equípate

Lleva ropa y calzado adecuado: zapatillas o botas de montaña ligeras y con buena estabilidad y amortiguación. El sistema de capas, como una cebolla, nos permitirá ajustar nuestra vestimenta a las condiciones meteorológicas e intensidad de la actividad. No olvides nunca el chubasquero.

Los pies ya se han reconciliado con el cuerpo.
Tampoco está de más llevar calcetines de repuesto. Foto: Alfredo Cáliz.

Agua, aproximadamente 1 litro por cada 2 horas de actividad y comida suficiente, la mejor opción son los frutos secos y frutas deshidratadas, que son ligeros y muy nutritivos. También es importante llevar el teléfono móvil cargado. Y no olvidar el mapa o guía del recorrido y un pequeño botiquín. Se recomienda elegir una mochila con capacidad adecuada al equipo que necesites; debe ser ergonómica, ajustable y de material resistente.

Respeta el entorno

Circula con tu vehículo solo por donde esté permitido y aparca en los lugares habilitados para ello. Al caminar, siempre debes seguir los senderos delimitados, sin alterar el agua y/o el suelo y respetando la fauna y flora. Haz un uso responsable del medio ambiente, respetando a otros usuarios del espacio y a los agricultores, ganaderos y propietarios particulares. Cierra puertas o zarzos a tu paso. Los animales de compañía deben ir atados y controlados. No hagas fuego e infórmate de los lugares donde está permitido hacer vivac o acampar. Dejar todo como lo encontraste, sé responsable de tus propios residuos y si puedes, recoge los que te encuentres. Obedecer a las autoridades e infórmales de cualquier incidencia o agresión al medio.

Disfruta siendo prudente

Recuerda que estás en un entorno natural y eso puede conllevar ciertos riesgos. Si lo necesitas llama al 112. (Aplicación gratuita My112 para móvil).

Frutales y esculturas rodean la pequeña villa.
Siempre es un placer caminar entre frutales. Foto: Alfredo Cáliz.
# 2. Tipos de caminos

2. Tipos de caminos

Caminar por la naturaleza, además de deleitarnos con el paisaje, la fauna y la flora, nos ofrece una manera sencilla, natural y muy eficaz de mejorar la propia condición física independientemente de la edad, el género y la preparación. Se puede practicar en cualquier sitio, desde un parque urbano hasta grandes sistemas montañosos, en cualquier estación del año y no requiere técnicas o materiales muy especializados. Quizás el término "andar" aburre y eso nos ha llevado a inventar denominaciones singulares. Ahora bien, cada una de ellas posee sus pequeños matices para disfrutar del aire libre:

Senderismo

Según la Federación Española de Deportes de Montaña (FEDME), consiste en caminar por el campo siguiendo un itinerario determinado, por lo general en terreno montañoso. Las rutas de senderismo no suelen discurrir por zonas peligrosas. Conocido como "el deporte para toda la vida", es especialmente recomendable para aquellas personas con ganas de caminar sin grandes esfuerzos y por caminos y senderos normalmente señalizados o de fácil recorrido, para disfrutar de la naturaleza de forma relajada.

peregrinos de amsterdam cruzando la frontera
El "deporte para toda la vida". Foto: Alfredo Cáliz.

Existe una gran variedad de rutas señalizadas en los espacios naturales protegidos y sendas locales promovidas por las entidades de turismo, que nos dan la opción de conocer la identidad del territorio, representando una sugerencia fantástica para familias con niños y principiantes del arte del caminar.

Marcha nórdica

Pero si lo que queremos es darle un poco de intensidad a nuestros paseos por el campo, la marcha deportiva, es nuestra mejor opción. Su origen se remonta a los años 30 del siglo pasado en Finlandia, de la mano del equipo nacional finlandés de esquí nórdico que empezó a entrenar en verano simulando, lo más parecido posible, las actividades de esquí nórdico del invierno.

Consiste en implicar a todo el cuerpo de forma simétrica y equilibrada al andar. Esto se consigue gracias el empleo de bastones especialmente diseñados para su desarrollo, implicando el tren superior (brazos, hombros, espalda) que se suma a las piernas y cadera aumentando la eficacia del desplazamiento, aumentando la velocidad.

En otoño la niebla envuelve este entorno rural.
Caminos para todo tipo de caminantes. Foto: Javier Martínez Mansilla.

Grandes travesías

Si caminar nos mete en el cuerpo la curiosidad por el territorio que pisamos nos habrá poseído para siempre y de forma irremediable "el espíritu de aventura" y quizás sea el momento de atreverse a preparar nuestro petate para un verdadero "viaje a la naturaleza".

Trekking o Gran travesía evoca lugares remotos, no en vano el origen del término trek viene del Gran Trek que realizaron los boers –grupo étnico de origen neerlandés– en 1836 hacia el interior de África desde el sur y que dio origen a la actual Sudáfrica.

Puede ser una caminata de recorrido itinerante o realizarse en bucle durante varios días. El alojamiento suele ser en tienda, vivac, en casas locales o refugios ubicados en zonas poco accesibles y con escasa o ninguna infraestructura, por lo que requiere de una actitud mental positiva, espíritu de aventura y buena voluntad, siempre partiendo de una buena preparación física, mental, la disposición de equipo específico y un elevado conocimiento del manejo de herramientas de orientación y primeros auxilios. Si no tenemos el nivel suficiente o queremos un viaje organizado, existe un gran número de agencias especializadas que nos ofrecerán un servicio seguro que permite viajar más ligero y proporcionan toda la logística.

En los sistemas montañosos españoles tenemos opciones accesibles de diferentes características. Desde las más ortodoxas travesías de montaña como La Senda de Camille en los Pirineos o Alta Ruta Guadarrama en el Sistema Central; hasta las rutas de la más diversa temática cultural como El Camino de la Lana o del Cid que discurre desde Burgos a Alicante o el Camí de les Bonnes Homes o de los Cátaros en la Sierra del Cadí-Moinxeró.

micaesquisto sierra nevada
Rutas de secano para vivir el monte de otra manera. Foto: Javier Martínez Mansilla.
# 3. Un poco de historia

3. Un poco de historia

Los movimientos románticos de finales del XVIII, cuya fuente de inspiración fue un naturalismo nostálgico de paraísos perdidos, desembocaron en la actual concepción montañera de uso de los caminos para deleite de los espíritus amantes del aire libre. En el siglo XIX se produjo una gran actividad exploratoria que propició importantes avances en materia topográfica y la difusión del propio montañismo a través de románticos relatos. La fundación de los primeros Clubes Alpinos en Europa a mediados del siglo y poco más tarde en España –en 1878 la Associación d'Excursions Catalana, en 1908 el Club Alpino Español y ya en 1913 la RSEA Peñalara–  cuya misión fue la promoción del deporte de montaña, lo convirtió en una afición, pasión o incluso en forma de vida…

En 1945 Francia crea los Sentiers de Gran Randonée y comienza a señalizar caminos por todo el país mediante franjas blancas y rojas con finalidad lúdico-deportiva en zonas naturales, y cuya característica principal es la de precisar de varias jornadas para su recorrido completo. Comenzó así la difusión del senderismo. 

En España, el primer sendero con estas características surge en 1974 junto a la ermita de Sant Blai en Tivissa, denominándose GR-7 obra del Doctor Aguadé. En Madrid, Rafael Termes inicia en 1982, en la Pedriza, el primer sendero marcado como Pequeño recorrido PR, con franjas amarillas y blancas; un nuevo concepto de camino que recoge itinerarios que precisan de una jornada para su realización. Poco después, Domingo Pliego publicará la topoguía del GR-10 a su paso por Madrid. 

Valle de Ordesa - Cotatuero
Lugares que resetean con la mochila a la espalda. Foto: Alfredo Merino / Marga Estebaranz
# 4. España: edén del caminante

4. España: edén del caminante

España es un país diverso en cuanto a paisaje y paisanaje, lo que, sumado a uno de los climas más benévolos del mundo, nos brinda el mejor escenario para dar rienda suelta a nuestra deriva pedestre. Nuestra piel de toro es uno de los países más montañosos de Europa, solo superado por Suiza, Austria, Andorra y Liechtenstein y, aunque sea difícil de creer, tenemos 18 millones de hectáreas de bosque, lo que nos coloca en segunda posición en el ranking verde del continente, que encabeza Suecia. Casi 2.000 espacios naturales protegidos, desde los grandes parques nacionales, hasta los biotopos vascos, nos ofrecen la posibilidad de descubrir rincones repletos de maravillas naturales y culturales por los más de un millón de kilómetros de rutas que surcan nuestra geografía y que harán las delicias del más ávido andarín colmando las ansias zascandiles. Un marco incomparable para promover el campo como espacio deportivo compatible con la conservación ambiental y como medio para difundir y conservar el patrimonio viario tradicional y las culturas que lo crearon.

Valle de Ordesa - Faja de las Flores
Hay vistas a las que solo se accede caminando. Foto: Alfredo Merino / Marga Estabaranz
# 5. Clasificación de los senderos homologados [por las federaciones de montaña]

5. Clasificación de los senderos homologados 

GR® Senderos de Gran Recorrido, son aquellos cuyo recorrido andando precise de más de una jornada, con una longitud mínima de 50 kilómetros.

PR® Senderos de Pequeño Recorrido, aquellos que se podrán recorrer en una jornada o parte, con una longitud máxima de 50 kilómetros.

SL® Senderos Locales cuyo desarrollo no superará los 10 kilómetros y están destinados al gran público. 

Otras opciones 

Vías pecuarias: la red heredada de la trashumancia suma más de 125.000 kilómetros. 

Vías verdes: 2.000 kilómetros de antiguas vías de ferrocarril han sido recuperadas para uso senderista, otros 10.000 kilómetros aguardan el mismo futuro.

Caminos Naturales: más de 10.000 kilómetros de caminos forman parte del Programa del Ministerio de Agricultura Pesca y Alimentación, cuya finalidad es recuperar la red viaria, lo que permite acercarse al medio natural para conocer los secretos de su paisaje, promoviendo el desarrollo rural. 

libreria desnivel madrid
La librería 'Desnivel' está especializada en libros sobre senderismo y otros deportes de montaña. Foto: Sofía Moro.
# 6. Lecturas para echar a andar

6. Lecturas para echar a andar

Manual del buen excursionista, Alfredo Merino.
Manual práctico de orientación con mapa y GPS, David Caballero.
La Sierra de Madrid con niños, 25 itinerarios por Guadarrama, Juanjo Alonso.
Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama, 50 rutas fáciles, Domingo Pliego. 
Pirineos: Trekking de fin de semana, Juanjo Alonso.
101 destinos de España sorprendentes, Jorge Paz Sanz.
Mujeres y montañas. Nacimiento del pirineísmo femenino, Marta Iturralde.
Monterapia: Cuesta arriba se piensa mejor, Juanjo Garbizu.
Elogio del caminar, David Le Breton.
El Caminante, Hermann Hesse.
Un paseo invernal, Henry David Thoreau.
Las ensoñaciones del paseante solitario, Jean-Jacques Rousseau.
 

Especialistas del Outdoor

Revista Oxígeno, disponible en papel y digital.
Outdoor actual, todo el mundo outdoor en un click.
Revista Desnivel, pioneros que marcaron el camino de las publicaciones especializadas.