{{title}}
{{buttonText}}
alt
Vive la Gala de los Soles 2024
Ver Gala

Geoparque de Villuercas-Ibores-Jara

Guadalupe, Cáceres

Compartir

Caminar por el Geoparque de Villuercas permite posar los pies sobre algunos de los terrenos que ya recorrieron nuestros antepasados hace más de 500 millones de años. Los más de 2.000 kilómetros cuadrados que abarca este macizo montañoso, declarado Geoparque por la Unesco, dan cobijo a tesoros de valor incalculable como pinturas rupestres, dólmenes o huellas de los pasos de los primeros moradores de estos parajes. Las fallas geológicas se dejan ver mostrando su evolución desde el período Carbonífero y dejando intuir el origen de la vida. A este espectacular parque jurásico solo le faltan los dinosaurios. Bajo tierra se encuentra uno de los mayores tesoros del Geoparque: la cueva del Castañar. Abarca unos mil kilómetros y posee proporciones laberínticas. Se cree que se formó en un período en el que el espacio que ocupa estaba cubierto de agua. Es un autentico museo natural en el que las estalactitas, estalagmitas y cristalizaciones minerales procuran ofrecer un espectáculo inolvidable. Visitar la Gruta de la Cruz, como también es llamada, es casi misión imposible después de ocho años cerrada al público, ya que la lista de espera es interminable. Una opción para conocerla mejor es visitar el centro de interpretación.

Las montañas de perfiles únicos, los profundísimos valles fluviales, los yacimientos de minerales y los plegamientos tan evidentes como el risco de la Villuerca, el desfiladero de Peña Amarilla o la mina Costananza son solo algunos de los 45 lugares catalogados de especial interés geológico. A estas lecciones de la Naturaleza, hay que sumar todos los vestigios arquitectónicos que salpican la zona: castillos árabes, cuevas llenas de pinturas rupestres o yacimientos que dan muestra de un pasado minero no tan lejano. Improvisar nuevas rutas siguiendo el vuelo de las águilas, los buitres leonados o las cigüeñas negras es una tentación solo apta para admiradores de las cabras retintas. Degustar en estos parajes que recuerdan a los montes Apalaches, especialidades como el queso de cabra Ibores, la miel que se fabrica en las colmenas que penden de las laderas de los montes, los vinos “Ribera del Guadiana”, las castañas o las cerezas, resulta un placer para los sentidos. 
 

Localización

Pso. Extremadura, 25 10136 Cañamero (Cáceres) España