A pedales por el corazón del Pas

A pedales por el corazón del Pas

La Vía Verde del Pas se asienta sobre las antiguas vías del tren, un camino de hierro que unía las localidades cántabras de Ontaneda y Astillero. Este tramo de ferrocarril pretendía ser el primero del recorrido en tren entre Cantabria y la Meseta. Y acabó siendo también el último, pues solo se ejecutó el mismo.

De sus 34 kilómetros podemos hacer el trayecto que más nos apetezca, aunque el más atractivo es el que discurre entre Puente Viesgo y Alceda, 12 kilómetros perfectos para recorrer en bici o a pie, prácticamente sin desnivel. También pasa por el Monte Castillo, que alberga cuatro cuevas en sus entrañas –La Pasiega, El Castillo, Las Monedas y Las Chimeneas– que forman un intrincado laberinto, Patrimonio de la Humanidad, con evidencias de presencia humana hace 150.000 años.

Otra parada indispensable es el parque de Alceda. Diseñado en 1902 por el famoso floricultor Escalante, son siete hectáreas de jardín botánico, que cuenta con 1.000 árboles como chopos, fresnos, abetos o cedros. Entre ellos destacan una monumental Secuoya y un Ciprés Lawson.

Contacto

Puente Viesgo

Información

Categoría Vías ferratas