Mercado de San Blas

El mercado de San Blas, que fue construido en el año 1927, es uno de los hitos arquitectónicos de la ciudad de Logroño. Allí se compra y se vende pero también se hace vida social. La construcción es obra del arquitecto logroñés Fermín Álamo. Se levanta sobre el solar que ocupaba la iglesia homónima, derruida en 1837 para crear la plaza de la verdura, donde se podía adquirir productos de la huerta riojana.

Contacto

Más monumentos en Logroño