{{title}}
{{buttonText}}

La sidra

Villaviciosa, Asturias

Compartir

Disfrútenla mientras permanecen sentados. La situación cambia cuando los comensales se levantan y notan en las pantorrillas el ‘peso’ de lo que han consumido. Esta bebida es famosa porque para degustarla hay que escanciarla y por su bajo índice de alcohol (oscila de 3 a 8 grados). Consumida con moderación, puede ser beneficiosa para el corazón y la circulación. También se ha demostrado que es óptima para la hipertensión o la obesidad, por sus marcados efectos diuréticos. La sidra proviene del mosto; compuesto, a su vez, por alrededor de un 80% de agua y azucares. Además, el jugo de manzana se sustenta en sustancias ácidas, minerales, vitaminas, y enzimas en disolución, entre otros componentes. El proceso químico resultante es que el azúcar se convierte, a través del proceso de fermentación, en alcohol y anhídrido carbónico. Otros datos interesantes son que la sidra no solo se genera aquí, Galicia y País Vasco también la comercializan, pero las cuatro quintas partes de la producción de esta bebida española provienen de Asturias. Los expertos de la zona aconsejan beberla ‘sin prisa, pero sin pausa’, para disfrutar de todas sus propiedades. Por otro lado, hace tiempo que se venden tapones escanciadores si se compra la sidra en las tiendas, en vez de en los restaurantes, para poder servirla más caseramente. Pero para hacerlo bien, tino, destreza y paciencia.

Localización

Ayuntamiento de Villaviciosa, Plaza del Ayuntamiento, s/n, 33300, Asturias