Centro de ecoturismo 'Tierra del Agua' (Caleao, Asturias)

Terapia natural anti estrés

24 horas centro ecoturismo tierra del agua asturias
La piscina es uno de los lugares más fotografiados del hotel.

En medio del Parque Natural de Redes, en Caleao (Asturias), descubrimos la auténtica desconexión en la naturaleza, en un apartado lugar, aislado de las tensiones diarias, donde lo difícil es no quitarte de encima el estrés acumulado. Donde la primera terapia antiansiedad es contemplar el paisaje.

Despertarse y darse un tiempo antes de salir de la cama, ver el agua hervir durante el desayuno, contemplar el tránsito de las nubes, el cauce de un río, fijarnos en nuestra respiración o en el mismo tiempo. Vivimos atrapados en un mundo esclavo de la inmediatez. La ciudad y su ritmo frenético, la tecnología y las redes sociales, la exigencia y la competitividad laboral, las preocupaciones y la ansiedad... Vivimos inmersos en un estrés continuo.

Risas durante una de las prácticas de meditación.

Es la hora de mimarnos un poco, o mucho, de descubrir una filosofía de vida basada en la atención y la meditación y redescubrir las cosas sencillas. Y vamos a hacerlo en medio de una naturaleza bucólica. En el centro de ecoturismo 'Tierra del Agua', un hotel perdido en la montaña suroriental asturiana y el Parque Natural de Redes, proponen el programa mindfulness como una serie de actividades, menús y propuestas gastronómicas. Estas son nuestras 24 horas para acabar con el estrés en 'Tierra del Agua', un búnker antiangustias.

La aldea de Caleao, en el municipio de Caso, parece de cuento.

08.30 

El bosque sanador

No suena el móvil ni el despertador, nos despertamos con los primeros rayos de sol de la mañana que se cuelan por las rendijas de las persianas. Sin prisa, nos levantamos de la cama mientras nos fijamos en que todo en la habitación está recubierto de madera, como una cabaña nórdica en silencio total. Despacio, nos ponemos las zapatillas y nos acercamos a la ventana para darnos cuenta de que aquel bosque tenebroso que recorríamos anoche se ha transformado en un cartel de la Central Lechera Asturiana.

Los ejercicios de relajación funcionan mejor bajo la luz del sol.

Estamos perdidos en medio de la montaña del sureste del Principado, frente a nosotros las laderas del Parque Natural de Redes (377 km2) cubiertas de hayas que se muestran en esta época tan verdes como se podría imaginar y se extienden hasta donde alcanza la vista. Debajo, la aldea de Caleao (Caso), que se asoma hacia el valle con sus casonas de piedra y teja en un halo de calma, acompañada por un día soleado que aquí, en el norte, se valora como en ningún otro lado. Ya empezamos a bajar el ritmo.

Callejear por Caleao sin prisa y antes de desayunar, todo un placer.

09.00 h

'Walk in silence'

Nuestra primera propuesta en 'Tierra del Agua' para aprender a gestionar el estrés pasa por las manos de Marisol Dy Sánchez, terapeuta astur-brasileña especializada en filosofía ayurveda y maestra de yoga. "En el walk in silence el objetivo es observar la naturaleza sin juzgar, sin hacer un diálogo interno. Tan solo debemos apreciar las cosas tal y como son, sin pensar si son feas o bonitas, buenas o malas", explica Marisol sobre este ejercicio para trabajar la meditación y la conexión con la naturaleza a través de un paseo por el bosque en silencio y con una atención plena. Mejor en ayunas y, por supuesto, mejor sin móvil. 

Las vistas desde la piscina son impagables.

"Tratad de casar la respiración con cada paso que dais", añade la terapeuta mientras avanzamos por el camino. "Coordinar la respiración con el movimiento nos ayuda a conectar con el 'aquí y ahora' y así no se dispersa la mente". Lo que pudiera parecer un simple paseo por el monte se convierte en un ejercicio de observación extraordinario. Nos detenemos y empezamos a mimetizarnos con el entorno que nos rodea. Se escucha el canto de algún pájaro y el curso de un pequeño riachuelo que descansa en una poza. Observamos la forma de las hojas, los helechos que se van sacudiendo el rocío y las copas de los árboles que escapan hacia la luz. El olor de la tierra húmeda es intenso y el picor del sol de la mañana lo es cada vez más.

El 'walk in silence' es una de las actividades más sencillas pero más reconfortantes.

Continuamos por los caminos del bosque junto al riachuelo Xulió hasta llegar a un pequeño claro donde una antigua caseta de piedra y una cascada crean el lugar idóneo para una meditación de pranayama, absorbiendo la energía primordial, purificando el cuerpo y la mente. Solo con pensar en este momento ya entra uno en un aura zen.

El 'mindfulness' propone una atención con intención al momento presente.

11.30

Terraza 'country chic'

Terminamos la sesión matinal con una clase de yoga asanas y un ejercicio de relajación en la terraza de la piscina. Sobre la ladera, esta estructura de tablones de madera nos regala unas vistas privilegiadas de Caleao, el valle del Xulió y esa inmensidad de montes de hayas y castaños, de cumbres de caliza y desfiladeros como el de los Arrudos.

Marisol impartiendo la clase de yoga asanas.

13.00 h

'Country infinity pool'

Tras un baño en las aguas climatizadas de esta country-infinity-pool y un poco de reposo al sol en las hamacas, ya estamos preparados para recibir aquí mismo, a la sombra de una pérgola, el llamado healthy brunch: otra propuesta detox del restaurante 'gOtta' (Seleccionado por Guía Repsol) en su camino para coronarse como emblema de lo eco.

Bollería casera, zumo de naranja, tostadas y café para el desayuno.

El menú abre con zumo de naranja y zanahoria, mermeladas caseras, tostas de guacamole y pico de gallo, ensaladita caprese con cherrys para seguir con un bowl de quinoa con tomate especiado, aguacate, maíz, alubias y huevo poché. ¿De postre? Copita de fruta, yogur y granola, donut vegano y casero y, si hay hueco, tortitas de manzana y canela. Y que viva lo sano. 

15.00

El 'mindfulness'

Con el sonido de las campanillas da comienzo la terapia mindfulness. Pero, ¿qué es el mindfulness? "Son una serie de herramientas como la meditación, los movimientos conscientes o programas de esfuerzo equilibrado para conseguir ser más consciente de lo que sucede tanto a nuestro cuerpo como a nuestra mente y, a su vez, ser consciente de la respuesta o reacción que le damos". Así lo explica Verónica Casaos, terapeuta de los programas mindfulness del dolor y el estrés (85 euros), precisamente con lo que hemos venido a lidiar.

Aprender a controlar el estrés y otros estados mentales negativos es el único objetivo.

Según Verónica, el estrés es algo útil que activa nuestro cuerpo y nuestra mente, hasta el momento en que nos supera y se convierte en ansiedad, agobio, preocupación, dolores de cabeza, afecciones de piel…  El objetivo de este programa es aprender a controlar el estrés y otros estados mentales negativos a través de una serie de dinámicas en grupo. "Entre cada estímulo y nuestra respuesta hay un espacio que tenemos que gestionar para poder elegir qué respuesta queremos dar", comenta la terapeuta. 

A veces aparecen inesperados asistentes a la sesión.

Ser consciente de cada parte de nuestro cuerpo, de nuestras emociones y pensamientos o dejar que las cosas fluyan. Saborear poco a poco una uva pasa, fijarnos en cada detalle de una piedra al tacto o conectar más con la gente para descubrir que todos tenemos mucho en común en un mundo individualizado. "La atención consciente nos ayuda a afrontar de una forma más estable y segura la toma decisiones del día a día", concluye. 

La terapia 'mindfulness' se basa en muy diferentes ejercicios.

Una meditación guiada, ejercicios de respiración, movimientos conscientes y escaneo corporal son las actividades que realizamos con la terapeuta para tratar de aumentar la calma, el bienestar y seguir nuestro camino para sobrellevar el estrés y otros estados mentales negativos. Camino que, según Casaos, es lento y nunca termina. 

El bienestar como meta.

19.00

En el climax de la relajación

'Tierra del Agua' es uno de esos lugares perfectos para disfrutar no haciendo nada. Por ejemplo, tumbado en una hamaca sobre el río, sumergido en la bañera nórdica, en el spa, tomando el sol en la piscina o indagando en el llagar, las diferentes terrazas o salas de ocio de este complejo de 11 apartamentos y capacidad para 90 huéspedes de todos los gustos.  "Recibimos tanto a familias como a parejas o a grupos de amigos. Hacemos todo tipo de celebraciones: cumpleaños, comuniones, bautizos, despedidas e incluso bodas", cuenta José Antonio García, propietario del hotel que empezó con este proyecto hace siete años. 

Empieza la tarde 'chill out' con un cóctel 'daiquiri rosé'.

Al son de la música chill out con un aire tropical vamos dejando escapar la tarde en el mirador de 'Tierra del Agua', otro de tantos espacios aquí que son un auténtico filón para instagramers. Antes de que el sol se empiece a poner entre los montes de Redes, Pedro Barón, sumiller, director de sala, bar tender y lo que haga falta en 'Tierra del Agua', prepara la degustación de cócteles. Blue Hawai, daiquiri rosé, cosmopolitan, gin fizz con hielo seco… quien no necesite tanto exotismo puede apostar por la gama de cervezas artesanales, o por unos culines de sidra mientras degusta unos quesos asturianos como Casín, Cabrales, Taramundi, La Peral o Rey Silo. Que en lo chill out no está todo escrito.

Contra el estrés, un baño en la piscina en medio del Parque Natural de Redes.

22.00 

Menú Bajo las Estrellas 

Sin casi ya recordar dónde habíamos dejado el estrés, nos lanzamos al Menú Bajo las Estrellas en la terraza panorámica. De esta propuesta astur fusión de la chef Aroa Alarcón, en forma de un festival de sabores, destacan las gyozas rellenas de verduras y langostinos, el pitu que se perdió en la niebla, el solomillo de ternera casina con foie y Pedro Ximenez y, sobre todo, su reinvención de la tarta de queso en diferentes texturas.

Tirando de la tierra, una degustación de quesos asturianos.

Nuestro 24 horas anti estrés no concluye tras esta velada sino a la mañana siguiente con un desayuno a base de bollería casera, zumo de naranja, tostadas y café o infusión en la habitación tras el sueño reparador. El precio del pack Bajo las Estrellas es de 270 euros para dos personas, con noche de alojamiento, desayuno, cena y sesión privada de bañera nórdica.

Observar con atención todo lo que te rodea sin juzgar, uno de los trucos 'mindfulness'.

Tierra de Redes

El hotel es el epicentro perfecto para organizar las expediciones por el Parque Natural de Redes. Entre los concejos de Caso y Sobrescobio se localiza esta Reserva de la Biosfera catalogada desde 2001. El río Nalón se da un homenaje en este territorio formando valles manchados por interminables bosques de hayas, abedules o alisos que se alternan con picos calcáreos, hoces y desfiladeros. La ruta del Alba desde Soto de Agues, la del Tabayón del Mongayo, la de la cueva Deboyu y la de los Arrudos son las sendas más populares para perderse en esta naturaleza prístina.

'TIERRA DEL AGUA' - Sonxerru, s/n. Caleao (Caso), Asturias. Tel. 985 61 29 15.

 

Más en Asturias