Una playa escondida entre pinos y eucaliptos

Val de San Vicente (Cantabria)

1 / 10

Mostrar todas las fotos

Compartir

Compartir

La playa de El Sable resulta tan espectacular como recóndita. Se trata de un arenal de unos 400 metros, situado en la ría de Tina Menor, donde desemboca el río Nansa (municipio del Val de San Vicente). Rodeada por bosques de pinos y eucaliptos, tiene varias cuevas para explorar y se transforma de manera radical con la marea baja o la pleamar.

La densa vegetación, sus espectaculares acantilados y los islotes que pueblan la desembocadura del río Nansa nos dan la sensación de que podríamos estar en Canadá o Tailandia. Una playa virgen, casi desierta incluso en el apogeo del mes de agosto. Sus aguas tranquilas, en las que no impacta directamente el oleaje al tratarse de una playa de ría, son perfectas para disfrutar con niños.

Localización

Playa de El Sable