Brahojos de Medina

Imaginería religiosa entre espinos

1 / 10

Mostrar todas las fotos

Compartir

Compartir

Dicen los mayores del pueblo que antaño, los alrededores de estas tierras estaban cuajados de “abrojos”, plantas espinosas perjudiciales para los cultivos, y que la evolución del nombre desembocó en Brahojos de Medina por su cercanía a Medina del Campo. Como buena tierra agrícola, su festividad se celebra en honor a San Isidro el 15 de mayo, con campeonatos deportivos, verbenas y charangas callejeras.

En nuestro paseo por sus tranquilas calles llegaremos a la iglesia de María Magdalena, construida en el siglo XVI en estilo gótico-mudéjar, en cuyo interior podemos contempla la talla de Cristo Crucificado, firmada por el célebre escultor castellano Gregorio Fernández.

Localización