Getaria

Inmejorable lienzo pictórico en la costa guipuzcoana

1 / 10

Mostrar todas las fotos

Compartir

Compartir

Los colores de Getaria bien podrían formar parte de la paleta de un pintor. Gracias a su ubicación en la costa guipuzcoana, el verde y el azul destacan en un entorno que regala a la vista espléndidas laderas erosionadas que al adentrarse en el mar forman el flysh, un fenómeno geológico digno de ver, añadiendo el marrón a la gama cromática. Recorriendo el casco antiguo del municipio guipuzcoano, declarado Conjunto Histórico Artístico, el visitante descubrirá toda una gama de blancos, rojos y ocres en sus palacios, casas y torres.

Por encima de todos los monumentos destaca la hermosa Iglesia de San Salvador, de estilo gótico. Un pasadizo subterráneo bajo el templo une la Calle Mayor con el puerto, auténtico referente histórico de la comarca y el mejor lugar para saborear una buena parrilla de pescado o unas anchoas en conserva. Al visitar cualquiera de los cuatro núcleos de población de Getaria –San Prudencio, Askizu, Eitzaga y Meaga–  impera una nota común: el extenso verde de los viñedos, con sus coloridas uvas que más tarde producirán el preciado txacolí, siempre con el mar como telón de fondo.

La localidad ha alumbrado grandes figuras para la historia como el navegante Juan Sebastián Elcano o el modisto Cristóbal Balenciaga, ambos reconocidos en el pueblo con un monumento y un museo, respectivamente. Geografía, historia, gastronomía, cultura y tradición pintan en Getaria uno de los lienzos más hermosos. La ciudad, por si fuera poco, es además protagonista de una de las etapas más bellas del Camino de Santiago, la que recorre la costa de Euskadi.
 

Contacto

Localización