El Valle de Altomira

Tres pueblos en uno para un baño arquitectónico

1 / 10

Mostrar todas las fotos

Compartir

Compartir

Tres por uno. Valle de Altomira, antaño llamado Puebla de Don Francisco, es un municipio de la Alcarria conquense formado por la unión de las villas de Garcinarro, Jabalera y Mazarulleque. Garcinarro es la mayor todas y cuenta con su principal reclamo turístico: la iglesia de Nuestra Señora del Sagrario, declarada Bien de Interés Cultural. Es un templo de transición entre el gótico y el renacimiento del siglo XVI donde destaca su torre inacabada y un interior precioso y majestuoso con planta de salón y tres naves rematadas con bóvedas estrelladas. Tampoco hay que dejar de ver La adoración de los pastores, de Ribera.

En Jabalera se encuentra la iglesia de Santa María la Mayor, con una torre del siglo XVI situada a la cabecera y un porche que recuerda a los guadalajareños y segovianos. En Mazarulleque se recomienda pasear por su casco urbano con sus casas blasonadas como La Muela, la única casa de labranza fortificada de la provincia.

Contacto

Localización