{{title}}

{{title}}
{{buttonText}}

Quintana Redonda

Setas y cerámica para enamorados

1 / 10

Mostrar todas las fotos

Compartir

Compartir

Si hay una época del año ideal para visitar Quintana Redonda es el otoño. La variedad micólogica de la zona convierte a este pueblo de 500 habitantes en un festín de níscalos, setas de cardo, champiñones y otras variedades menos conocidas pero no por ello menos sabrosas. Satisfecho el estómago, Quintana reserva sorpresas como el Centro Temático de Cerámica Tradicional, que ofrece un recorrido desde la antigüedad a nuestros días en un edificio emblemático de la localidad. Además del pórtico de la iglesia Nuestra Señora de la Asunción y la fachada del palacio blasonado González de Gregorio, la Fuente de los Enamorados es parada obligada: una fuente de granito con dos corazones atravesados con una flecha, a la entrada del pueblo, donde pueden leerse inscripciones como: “De esta agua beberás y pronto te casarás” o “Y si estuvieres casado seguirás enamorado”.

Contacto

Localización