{{title}}
{{buttonText}}
1 /

Santa María del Tiétar

Presas y gargantas en el valle

Compartir

Localidad de unos 500 habitantes junto a la carretera CL501 y la frontera provincial con Madrid. Dista 3 km de Sotillo de la Adrada y 65,4 km de Ávila.

Santa María es el primer pueblo abulense del valle del río Tiétar, que nace en Madrid a unos pocos kilómetros al oeste, en el término de Pozas de Puerto Real. El otro cauce importante del término es la garganta del Pajarero, que vierte en el río junto al pueblo y cerca de Sotillo de la Adrada. Al norte, el Pajarero se represa en un embalse que permite la pesca. Hacia el este hay otro lago artificial, el Colinar. Al este, ya en Madrid aunque a un paseo desde Santa María, se abre el embalse de los Morales.

Los paisajes ondulados y boscosos al sur de las estribaciones orientales de Gredos, donde predominan el pinar, la dehesa y algunos olivares, se combinan con los sotos de fresnos y otras especies de ribera. Abundan los prados cercados. Y cultivos como la vid medran gracias al clima templado al abrigo de las montañas y la baja altura del valle.

Algunas de las rutas recomendadas enlazan monte y agua. La de los Molinos parte de la presa del Pajarero y bordea la garganta entre castaños, alisos y sauces, donde algunos molinos aún conservan sus mecanismos. Uno de los hitos de la senda es la gran roca conocida como el Canto de la Mora. Desde el trecho entre el Colinar y la presa, un desvío conduce al paraje de la Cancha con unas viejas cabañas de pastores que llaman zahúrdas. Al norte del pueblo y cerca de la garganta se encuentra la zona de ocio del Venero, muy frecuentada en verano.