Esta localidad de la Campiña es limítrofe con la provincia de Madrid, y el río Jarama hace de frontera. Ha sido celtíbera, romana (Uscelia o Vescelia), árabe, reconquistada, medieval y parte de los señoríos que hubo hasta el siglo XIX. Su ubicación sobre una terraza del río, como si fuese una atalaya natural, la ha convertido siempre en un punto estratégico de importancia.

En su plaza Mayor se puede visitar la iglesia parroquial de Nuestra Señora de la Varga, obra que comenzó en 1557 y se terminó en 1800. Con el mismo nombre, se encuentra otra iglesia, románica del XIII, ahora parte del cementerio que está a las afueras de la localidad y Bien de Interés Cultural. El ayuntamiento está en lo que era la Cartuja, edificio de arquitectura palaciega del siglo XVIII. Del inexpugnable castillo y su muralla (finales del XI) –fue plaza codiciada en la Edad Media– apenas quedan restos, aunque merece subir hasta esta fortaleza para ver las vistas de la Campiña.

Diferentes sendas, con nombres tan atractivos como la Buitrera, la Calzada Romana, Las Cárcava, Los Rubiales o la Fábrica de Harinas, sirven para descubrir los parajes naturales de Uceda. Los pantanos y embalses que hay en sus alrededores suministran agua a Madrid desde el siglo XIX. Es digno de visitar el Pontón de la Oliva.

Contacto

Localización