{{title}}
{{title}}
{{buttonText}}

Lavadero público de Canjáyar

Canjáyar (Almería)

1 / 10

Mostrar todas las fotos

Compartir

Compartir

Desde que el agua empieza a fluir en la mina de Nieles, ya sabe que una de sus paradas clave es el lavadero público de Canjáyar. Al llegar a él, se detiene en sus 17 pilas intentado recordar el pasado. En ese líquido transparente aparecen reflejadas imágenes en las que se lavaban las ropas del hogar. Además de espacio para hacer la colada, antaño era punto de reunión de las mujeres del pueblo y sitio predilecto para hacer fluir los cotilleos de la villa. Hoy, allí se recuerda la tradición que consiguió vertebrar el agua. De ahí, que este lugar emblemático sea la esencia de Canjáyar, un pueblo alpujarreño colgado sobre las montañas. Al gran lavadero se accede mediante arcos revestidos con ladrillos. Precisamente, estos son los 'ojos' por los que es posible observar el pasado desde el exterior y proyectar el futuro desde el interior de este lugar emblemático, que ha cambiado de uso. Finalmente, el agua, tras pasar por él, sigue su camino sin olvidar. El lavadero público de Canjáyar proporciona la vida necesaria de la que emanan instantáneas de otros tiempos.

Localización

Calle General González, Canjáyar