Castillo de Baena

Baena (Córdoba)

1 / 10

Mostrar todas las fotos

Compartir

Compartir

Te encuentras en la plaza Palacio del barrio de la Almedina. Es amplia, soleada y está presidida por la reproducción de la famosa leona de Baena. Ante ti se alza un castillo muy singular. Te pasma averiguar que es original del siglo XII. Fue entonces cuando comenzaron las vicisitudes de esta antigua alcazaba de carácter militar que, sin lugar a dudas, darían para una serie televisiva de varias temporadas. Empezó siendo árabe y luego, ya en el siglo XVI, pasó a ser palacio ducal. Si Don Diego Fernández de Córdoba pudiera pasearse hoy por sus corredores o por su patio de armas, difícilmente reconocería lo que fue su residencia. Tras su abandono en el siglo XIX  el monumento fue apagándose. Hizo las veces de cantera para edificación de casas y hasta albergó depósitos de agua que acabaron arruinando las estructuras del castillo.

Afortunadamente el monumento hoy luce recuperado y con un nuevo look que aúna raíz y vanguardia. Es fácil reconocer la fortificación que fue. Aunque remozado, no esconde sus cicatrices arquitectónicas. De hecho, las muestra con orgullo. A la vez sorprende recorrer sus espacios diáfanos y modernizados con el único objetivo de admirar la piedra recuperada. La mampostería original, eso sí, comparte protagonismo con otros espacios expositivos. Desde la torre de las Arqueras te asomas y contemplas la misma imagen que los que aquí habitaron un día: Baena y sus dominios.

Localización

Castillo de Baena, Plaza Palacio, 4, 14850 Baena, Córdoba, España