'Las recetas de casa de mi madre’: Tamara Falcó publica su primer libro de cocina

Los secretos de las comidas en casa de Isabel Presley

A partir de este miércoles 13 de octubre el libro de Tamara Falcó está disponible en librerías.
A partir de este miércoles 13 de octubre el libro de Tamara Falcó está disponible en librerías.

Tamara Falcó presenta 'Las recetas de casa de mi madre', un libro de cocina donde desgrana las costumbres culinarias de su familia. La marquesa de Griñón abre una ventana a la cocina de Isabel Preysler y muestra lo cotidiano de una de las casas más mediáticas de las últimas décadas. Los sábados de paella y los bocadillos de los viajes -que sonarán a más de uno-, conviven aquí con la receta del diseñador Valentino para la salsa de tomate, o los huevos rotos que impresionaron a George Clooney. 

Tamara Falcó ha presentado este miércoles su nuevo libro de cocina, Las recetas de casa de mi madre, donde recoge los platos de su vida y las anécdotas de la familia alrededor de la mesa. Durante un acto organizado en el 'Hotel Mandarin Oriental Ritz', la marquesa de Griñón ha explicado cómo su formación como chef le ha permitido interpretar las recetas que le han "alimentado el alma". "No hemos hecho trampas, son las recetas de verdad", ha exclamado entre risas. 

María Ritter, directora de Guía Repsol, ha acompañado a Tamara en esta ocasión tan especial: "Hoy es un día para estar contentas, siempre se agradece tener una voz femenina que hable de gastronomía", ha celebrado. Tal y como ha explicado Ritter, este libro muestra "el día a día de una casa mítica". "Es 100% Tamara Falcó", ha afirmado, haciendo referencia a esa síntesis entre glamour y cotidinaiedad que encarna la autora. "Nos ha abierto las puertas de una casa que está en el imaginario de todos nosotros, y creo que lo vamos a disfrutar mucho", ha asegurado. 

El acto de presentación del libro, distendido y protagonizado por mujeres.
El acto de presentación del libro, distendido y protagonizado por mujeres.

"La vocación en este caso ha debido saltarse una generación". Isabel Preysler fue sincera y rotunda al comentar en el prólogo del libro la pasión y la intuición de su hija Tamara en la cocina, cuyo camino a los fogones profesionales comenzó con un celebrado triunfo en MasterChef Celebrity el pasado 2019. La marquesa de Griñón, que está terminando su diploma en Repostería en la prestigiosa escuela de hostelería Le Cordon Bleu, ha querido ofrecer un recorrido por los sabores de su infancia donde mezcla conocimientos adquiridos con los recuerdos más reconfortantes. 

Precisamente Rosario Barrios Cobo, directora general de Le Cordon Bleu en Madrid ha tenido unas cariñosas palabras con Falcó durante el acto, destacando su "valentía total" al enfrentarse a escribir un libro: "Tamara como alumna también tiene esa valentía en la cocina". "Lo que intentamos es que nuestros alumnos vivan la gastronomía desde la entrega y la disciplina que tiene ella", ha explicado Barrios.

En casa de Isabel Preysler también se come paella y cocido en familia. Foto: Espasa
En casa de Isabel Preysler también se come paella y cocido en familia. Foto: Espasa

Huevos rotos para Clooney

La profesionalidad y la ternura se mezclan continuamente en el volumen. Así, Falcó cuenta cómo ella también fue esa adolescente que no podía quedarse a dormir en casa de una amiga los viernes porque los sábados había paella en casa y no quería perdérselo, de qué manera triunfaban los bocadillos de pollo empanado (empanisado, según Julio) entre todos los hermanos, y la inolvidable sensación de llegar del colegio y tener lentejas los lunes. 

La marquesa de Griñón esboza en este libro publicado por Espasa un ambiente propio de la cocina de aquí; de sobremesa, platos de cuchara y amor por lo sencillo; con tintes de la cocina filipina heradada de su madre. “Sé perfectamente que no somos una familia al uso (...), que somos mediáticos y conocidos, pero si algo nos une son los recuerdos ligados a sabores, las recetas de casa de mi madre”, confiesa Falcó, sin esconder que a pesar de estos usos culinarios, comunes a gran parte de las familias españoles, su casa cuenta con ciertas particularidades y, por lo tanto, también su cocina.

Falcó ha agradecido la presencia de Ritter en la presntación: "Es una referente en el mundo gastronómico y vive la cocina desde dentro".
Falcó ha agradecido la presencia de Ritter en la presntación: "Es una referente en el mundo gastronómico y vive la cocina desde dentro".

George Clooney cenó en su casa huevos rotos (uno de los platos favoritos de la marquesa) y, desde entonces, en la familia es una receta con historia. Querían sorprender con un plato español pero ligero y encargaron tal responsabilidad a uno de los mejores en huevos estrellados. Ángel González de ‘El Landó’ (Recomendado por Guía Repsol) que es cuñado de Lucio Blázquez (‘Casa Lucio’, 1 Sol Guía Repsol) preparó un plato que efectivamente acabó asombrando al actor estadounidense.

También tiene historia la salsa Valentino. El diseñador italiano e Isabel Preysler se conocen desde hace muchos años y durante una cena él le regaló esta receta que ya es tradición de la casa servirla con tortellini, y que ahora también lo puede ser en la de los lectores. Falcó asegura que va bien con cualquier tipo de pasta rellena.

Esta es solo una de las muchas anécdotas recogidas en el libro que están relacionadas con su madre, Isabel Preysler, que ha seguido muy de cerca la elaboración del libro. "Me cayó una bronca porque no elegí, según ella, la vajilla más bonita para las fotos", ha confesado entre risas la marquesa, que ha resaltado el amor de toda su familia por las tartas. 

La repostería casera, capítulo fundamental en el libro. Foto: Espasa
La repostería casera, capítulo fundamental en el libro. Foto: Espasa

Comida filipina, herencia y regalo

En el capítulo dedicado a la repostería no falta la tarta de moka con crema, que Tamara recuerda con un cariño especial porque era la favorita de “tío Miguel” -Miguel Boyer, exministro de Economía y tercer marido de Isabel Preysler- y de las pocas en las que su ayuda estaba permitida, al no necesitar horno. Y es que en casa de Isabel Preysler los dulces caseros siempre tienen hueco, y no solo en cumpleaños y otras celebraciones, la clave es que estén preparados con alimentos de una “calidad óptima”. Pasaba lo mismo con las patatas fritas, los perritos calientes y otros platos que, para Tamara, aún tienen “el sabor de los premios”, de las recompensas. También se levanta la mano en ocasiones especiales, como las sesiones de cine en casa los viernes por la tarde con amigas de su madre. Las mini hamburguesitas receta de Tamara triunfan.

Tamara Falcó durante la última gala de los Soles Guía Repsol. Foto: Sofía Moro
Tamara Falcó durante la última gala de los Soles Guía Repsol. Foto: Sofía Moro

A pesar de que, de niños, su madre les consentía de vez en cuando (por ejemplo, tras el partido de pádel de los sábados), en general la cocina estaba marcada por platos tradicionales españoles y filipinos. “Uno de los mejores regalos que he recibido, sin ser en su momento plenamente consciente de ello, ha sido la gastronomía filipina”, cuenta Preysler. Y Falcó confirma, con una batería de platos del país asiático que formaron parte de su infancia: los rollitos de lumpia con arroz shangai; shumai; puspas -"esa sopa de pollo que te preparan cuando estás malito que asocio con el cariño con mayúsculas"- , el pancit o la tinola. La tinola es un plato de domingo, una sopa de pollo con acelgas y salsa de soja para ir bajando el ritmo de ingesta tras el fin de semana.

Aquí el detox comienza un día antes que en la mayoría de casas, pero también se come gazpacho (durante todo el año), tortilla (últimamente con chorizo) y cocido. De hecho, es uno de los platos favoritos de Isabel Preysler que quizá sorprenda a más de uno. "Cuando hay cocido se pone contentísima porque ya anticipa tres comidas que le fascinan: el propio cocido, la sopa de cocido y el arroz caldoso que se hará al día siguiente con lo que sobre", cuenta Tamara en el libro. 

En esta línea de comida hogareña y reconfortante, hace unos 15 años, su hermana Chabeli incorporó al recetario de la casa la merluza al horno con tomate. “En casa de Chabeli se cocina de verdad”, cuenta Falcó. Y así lo demuestra el abanico gastro que manejaba su hijo, que con tres o cuatro años ya aseguraba que le encantaba el osobuco. 

Todos los miembros de la familia de Tamara Falcó tienen espacio en ‘Las recetas de casa de mi madre’, que nació de las comidas compartidas durante el confinamiento y la pérdida del libro de recetas de su abuela Beba. En ese sentido la marquesa celebra la publicación: “Cuando pienso en las nuevas generaciones de mi familia, me reconforta saber que siempre tendrán este trocito de nuestras vidas, los platos tradicionales en nuestra casa”.