{{title}}
{{buttonText}}
alt
Vive la Gala de los Soles 2024
Ver Gala
1 /

La Pernía

Una joya del arte y la naturaleza, al norte

Compartir

La Pernía es un municipio que engloba diferentes pedanías del norte de la provincia de Palencia en su límite con Cantabria, ubicado en el Parque Natural Fuentes Carrionas y Fuente Cobre-Montaña Palentina y es un auténtico paraíso para los amantes de la naturaleza que además cuenta con un importante patrimonio paisajístico y artístico. Su capital es San Salvador de Cantamuda, sede del Ayuntamiento con un Centro de Recepción de Visitantes en su planta baja. Aquí hay mucho que ver y disfrutar, como por ejemplo su puente a dos aguas de estilo gótico ojival. Su iglesia de San Salvador de Cantamuda, Bien de Interés Cultural (BIC) es una maravilla, data de 1180 y se ha convertido en una de las iglesias más representativas del románico palentino por su elegante factura y su ubicación cuya imagen queda plasmada con el fondo de las montañas. En el interior destaca la gran mesa de piedra del altar sujetada por siete columnas de piedra talladas. Hay que buscar una columna con capitel decorado con toros, única en toda Europa. Su espadaña resalta especialmente cuando está iluminada. El rollo jurisdiccional (BIC) de San Salvador es de 1541 y consta de 9 tambores de piedra y a su alrededor, casas hidalgas y paisajes maravillosos.

Los pueblos que dependen de la Pernía son: Areños (con su iglesia de San Miguel, edificio románico que posee una nave central con dos retablos barrocos y una escultura de la Virgen y el niño, del siglo XVI), Camasobres (destacan la iglesia de San Tantaleón, de origen románico con espadaña y pila bautismal románica, la Cueva de los Burros, utilizada en el Neolítico), Casavegas (iglesia de la Asunción con un retablo del Presbiterio y una escultura de la Virgen con el niño del siglo XIV), El Campo (iglesia de Pan Pedro con típica espadaña en tres niveles que se ve a lo lejos, portada románica y retablo mayor con un boceto de Ecce Homo y de la Virgen con el niño del siglo XVI, y con la cruz de oro y el cáliz que fueron expuestos en Las Edades del Hombre), Lebanza (el agua de este lugar es tan buena que su Fuente de la Cueva se embotella bajo el nombre de su población), Lores, Los Llazos, Santa María de Redondo y San Juan de Redondo (dos núcleos de población que siempre han estado unidos, en los que destaca la parroquia de San Juan con retablo rococó y diferentes bellas imágenes, siendo la única parroquia que no tiene espadaña románica de La Pernía, pero si campanario desde donde se pueden disfrutar de unas bellas vistas), Piedrasluengas (el último pueblo de la provincia de Palencia por el norte) y Tremaya.

La magnífica naturaleza de estos pueblos solo puede entenderse conociendo Fuentes Carrionas y Fuentes Cobre donde se levanta una espectacular cadena montañosa, con picos y crestas que sobrepasan los 2.500 metros de altura. También abundan las zonas de lagos de origen glaciar. El río Carríon y el Pisuerga, tienen en estas montañas sus fuentes. En sus parajes hay una rica vegetación llena de hayedos, robledales o rebollares y por ellos corren lobos, ciervos, perdices y hasta osos. Su gastronomía incluye las excelentes carnes de la Montaña Palentina, además de legumbres y repostería.

Contacto

Localización