Recetas de patatas en salmuera y pepinillos fermentados de 'Black Pepper & co' (Madrid)

Atrévete en el aperitivo con un fermentado casero

Pierde el miedo a los fermentados, iniciándote con estas dos recetas ultra sencillas. Tan chupadas que, a partir de ahora, querrás fermentar todo lo que se te ponga por delante. Las hemos probado de la mano de Nacho García, de la tienda de especias, hierbas, fermentados y café 'Black Pepper & co' (Madrid) y te garantizamos los resultados. Ni te imaginas lo ricas que resultan las patatas con este truco. Y los pepinillos, totalmente adictivos. Lo mejor es que solo se tarda 5 minutos en preparar. Luego basta con dejar reposar varios días y listo.

Pepinillos fermentados 'Black Pepper'

  • 10 g de mostaza amarilla en grano
  • 10 g de mostaza negra en grano
  • 10 g de pimienta negra en grano
  • 1 hoja de parra en salmuera (opcional y sustituible por hoja de té en salmuera)
  • 1 l de agua
  • 1 pimiento habanero (se puede sustituir por guindilla de cualquier tipo)
  • 2-3 pepinos (mejor si están algo duros para que no tengan exceso de agua)
  • 4 dientes de ajo
  • 50 g de sal marina no yodada


ELABORACIÓN:

Cortamos los pepinos en cuartos longitudinalmente y los colocamos en nuestro bote de cristal previamente esterilizado. Los pepinos deben cubrir el bote, que queden apretaditos y no sueltos. Para nuestra salmuera mezclamos agua y sal con la siguiente proporción: por cada litro de agua, 50 gramos de sal.

Añadimos la salmuera en nuestro bote hasta cubrir los pepinos. Por encima ponemos los ajos, la pimienta, las mostazas y dos pimientos habaneros –si no tenéis habaneros podéis utilizar guindilla seca o similar–. Cubrimos todo con la hoja de parra para que le aporte los taninos. Se puede sustituir por hoja de té o alguna planta que tenga taninos, aunque si no tienes no es necesaria.

Tapamos bien el bote y lo dejamos entre una y dos semanas –si estáis en una zona cálida una semana y si estás en una zona fría dos semanas– reposando, abriendo el bote un poquito cada dos días para que salgan las burbujas. Al cabo de dos semanas ya tienes listos tus pepinillos encurtidos para disfrutar como quieras, con unas cervezas, en hamburguesas o picados en salsa para acompañar unas alitas de pollo, por ejemplo.

Patatas en salmuera

  • 1 l agua
  • 50 g de sal marina no yodada
  • 6-8 patatas
  • Hierbas aromáticas y especias (opcional y al gusto)


ELABORACIÓN:

Cogemos las patatas y las partimos como si fueran para freír, por ejemplo en cuartos largos. Les dejamos la piel para que queden más crujientes al freírlas y las dé un toque especial. Colocamos nuestras patatas ya partidas en un bote con tapa que cierre bien.

Para nuestra salmuera mezclamos agua y sal con la siguiente proporción: por cada litro de agua, 50 gramos de sal. Añadimos nuestra salmuera hasta cubrir las patatas, tapamos bien el bote y dejamos reposar entre 24 y 36 horas. Pasado ese tiempo ya están listas para freírlas y utilizarlas como queramos. También puedes añadir hierbas aromáticas y especias para darles un sabor diferente. Al gusto. Con esta receta tan sencilla conseguirmos unas patatas con un punto ácido y un crujiente delicioso.

Te puede interesar...

Restaurantes con vistas al mar
Top de gastronomía
Restaurantes con vistas al mar
Las citas gastronómicas de 2016
Cultura gastronómica
Las citas gastronómicas de 2016

Más en...