Paradores de Turismo

Dormir a la orilla del mar

Enclavado entre el mar Mediterráneo y la Albufera de Valencia (el lago más grande de España) nos espera este hotel donde la tranquilidad es regalo de la casa. Sus vistas son impresionantes: rodeado de naturaleza y con las olas del mar rompiendo a poco más 300 metros de nosotros. Por si esto fuera poco, frente al Parador tenemos el que es considerado uno de los mejores campos de golf de Europa. Todo ello a solo 18 kilómetros de la ciudad de Valencia, con su inagotable oferta de ocio, cultura y gastronomía.

El Parador de El Saler nos ofrece una ocasión única para relajarnos y disfrutar del paisaje mediterráneo. A los pies de la playa de la cual toma su nombre, el hotel se erige como un estupendo mirador de esta zona levantina. Construido en 1966, el edificio y su entorno han sido completamente remodelados, logrando integrar el edificio en el paisaje, haciéndolo partícipe de la naturaleza que le rodea y camuflándolo entre las dunas y el mar.

El hotel cuenta con capacidad para  130 personas y hasta siete salones dedicados a eventos, el mayor de ellos de casi 450 metros cuadrados. Entre sus habitaciones, destacan dos por encima del resto: Xaloc i Llebeig. La primera de ellas dispone de una gran terraza con jacuzzi incluido; la segunda, con más de 200 metros cuadrados, nos permite ver uno de los mejores amaneceres de Valencia.

Habitación doble.
Habitación doble.

 

La gastronomía es otro de los grandes atractivos del establecimiento gracias a su restaurante, donde podemos probar los mejores ejemplos de cocina valenciana. Las alcachofas de Benicarló, la paella y el postre de naranjas son algunos de los mejores platos que podemos probar aquí.

Un entorno privilegiado

A escasos 300 metros del hotel, una playa virgen de cinco kilómetros nos invita a pasear a la orilla del mar. La arena fina, las dunas (emblema de este Parque Natural de La Albufera), el sonido de las olas y el olor a pinos carrascosos nos llevarán a disfrutar de cada paso que demos. Si preferimos hacer algo de deporte, estamos en el lugar adecuado. El campo de golf del Parador de El Saler está considerado uno de los tres mejores de Europa. Sus 6.000 metros cuadrados y 18 hoyos, en un entorno natural único, hacen las delicias de aficionados y profesionales del golf.

Campo de golf del Parador de El Saler.
Campo de golf del Parador de El Saler.

 

Tanto si nos dedicamos a pasear por la playa como a hacer unos hoyos, la mejor forma de terminar el día es disfrutando del spa del hotel, donde encontramos sauna, piscina cubierta y todo tipo de tratamientos corporales. 

 

  • ¿Qué ver?

    ¿Qué ver?

    Una de las grandes ventajas de este hotel es su ubicación ya que, aunque  nos encontramos en un entorno natural, estamos a solo 18 kilómetros de la ciudad de Valencia. Allí nos esperan todo tipo de propuestas de ocio entre las que destaca, evidentemente, la visita a la Ciudad de las Artes y las Ciencias. También es muy recomendable disfrutar de un paseo por las tranquilas callejuelas y plazas del casco antiguo. 

  • Ricard Camarena restaurante

    ¿Dónde comer?

    Si preferimos salir del Parador para comer, podemos optar por coger el coche y acercarnos hasta el restaurante de Ricard Camarena (Doctor Sumsi 4; 963.355.418), en Valencia, uno de los mejores ejemplos del éxito actual de la gastronomía española. La ostra valenciana con aguacate y la paletilla de cabrito con zanahorias son algunos de sus mejores platos.