Día 1: De monasterios, ríos y otros tesoros

El olor a bosque acecha en los caminos que cruzan de un lado a otro el territorio de la Ribeira Sacra ourensana. Entre los árboles, las carreteras estrechas esconden tesoros en esta zona desde hace siglos y revelan otro que es imposible mantener...

Día 2: Obnubilados por el río Sil y el misterio de Santa Cristina

Miradores para apreciar uno de los cañones más desconocidos de España, el del Sil, y un monasterio para visitar en soledad aguardan a la vuelta de cada curva en este segundo día de ruta por la Ribeira Sacra ourensana. Incluidos, esta vez, un...

De la sencillez del pueblo a la ostentosidad de los monasterios

Los pocos kilómetros que recorren esta ruta por la Ribeira Sacra ourensana son, sin embargo, largos en el tiempo por las características de las carreteras. Forma parte de la aventura, –además de una necesidad básica–, comer y dormir, aunque la...

Un lugar para perderte y para encontrarte

El bosque se abre paso susurrando hasta los cañones del Sil y tu vista vuela desde el mirador del salón Quitapesares. El Parador de Santo Estevo de Ribas de Sil es uno de esos lugares en los que el lujo es el paisaje. El enclave natural de este...

'Souvenirs' entre lo dulce y lo tradicional

El mejor regalo de esta ruta por la Ribeira Sacra ourensana tras recorrer sus carreteras rodeadas de bosques son esos tonos verdes, que quedarán grabados en la retina para siempre. Sin embargo, para los que prefieren llevarse más que un recuerdo...

'Selfies' al pie del cañón

Los autorretratos más chulos y las fotos más instagrameables de la ruta por la Ribeira Sacra ourensana están casi todos relacionados con el impresionante Cañón del Sil, que por algo se usa como reclamo turístico de la región. Esta maravilla de...

Consejos para recorrer estas carreteras

El éxito de los viajes depende muchas veces de seguir unos consejos mínimos que garanticen que todo salga bien. En este pedacito de Galicia, la Ribeira Sacra ourensana, las recomendaciones pueden servir simplemente para mejorar una visita o, mucho...

Surcando el cañón de una diosa

Cuenta la leyenda que el cañón del río Sil nació de un ataque de cuernos. Estaba Juno cabreadísima porque su esposo, Júpiter, se había enamorado de la Ribeira Sacra gallega. Y en un intento de afear esta tierra, Juno decidió atravesarla con una...