{{title}}
{{buttonText}}
1 /

Bolaños de Calatrava

Tierra de reyes y calatravos

Compartir

Entre Las Tablas de Daimiel y Almagro una parada obligada es Bolaños de Calatrava. En su casco urbano llama la atención la Casa de Coca, edificio barroco del siglo XVII, el único nobiliario que se conserva en la localidad y en el que destacan su escudo de armas en la fachada y su rejería. En la calle del Cristo también merecen una parada las casas de estilo mudéjar.

De su arquitectura religiosa los mejores ejemplos son la ermita del Santo Cristo de la Columna, con un retablo barroco del XVIII, y la iglesia de San Felipe y Santiago. Por último, el castillo de Doña Berenguela, de los siglos XII y XIII y Bien de Interés Cultural, perteneció a la Orden de Calatrava y fue su sede hasta 1544. Se dice que aquí nació Fernando el Santo. En su interior se pueden ver restos árabes, el patio de armas y las dos torres: la imponente del Homenaje y los restos de la torre Prieta.

Localización