Calasparra

Calasparra

Información turística: 968745325

Web información turística

Como Indiana Jones en busca del Santo Grial llegamos al santuario de la Virgen de la Esperanza: una pared vertical, de piedra, adornada con columnas y ventanas y en cuyo interior se ha excavado un templo. Pero nosotros, en vez de atravesar un peligroso desierto estamos protegidos por el frescor junto al río Segura y solamente a seis kilómetros de Calasparra.

Al volver al centro de la localidad recorremos su historia a través de sus calles. Desde la plaza Corredera, con su Casa Consistorial y su fuente de tiempos de Carlos III, tomamos la calle Mayor. A nuestra izquierda veremos la torre del Reloj, neomudéjar, y seguimos el edificio de La Encomienda, en la plaza del mismo nombre, y que es historia viva de Calasparra desde el siglo XIV. Hoy acoge el museo Arqueológico de la Villa, con restos de las civilizaciones que poblaron estas tierras, como íberos, romanos y, también, musulmanes, con cerámicas procedentes del yacimiento de Villa-Vieja. Desde arriba nos contemplan el maltrecho castillo, que en tiempos medievales fue símbolo de gran poder, tanto para los musulmanes como para los cristianos.

También encontraremos el Molinico, un edificio renacentista que alberga la obra de un arquitecto murciano contemporáneo, Emilio Pérez Piñero, o las pinturas del Neolítico en la cueva de los Monigotes, o la cueva del Puerto, unas grutas subterráneas escarbadas por el agua durante de miles de años… quizás en Calasparra nosotros no encontremos el Santo Grial, pero Calasparra sí ha conseguido vivir eternamente.

En el interior del santuario de la Virgen de la Esperanza hay dos imágenes de la Virgen, la Pequeñica y la Grande, y se las venera juntas.

Planes en Calasparra

Ver todos