Carriches

El pueblo que no tenía fuente

1 / 10

Mostrar todas las fotos

Compartir

Compartir

Se dice que el topónimo Carriches es de origen mozárabe y que pudiera estar relacionado con ‘carrizal’ o  ‘carrizos’, pero también aparece escrito, en documentos antiguos, como Carriche o Carruche. Y eso tiene que ver con carrucha, la polea utilizada, entre otras cosas, para sacar agua de los pozos. Un escrito del siglo XVI da cierta credibilidad a esta hipótesis, ya que en él se dice que que el pueblo bebía solamente agua de los pozos. No había fuente.

Pero la cosa es hoy distinta: allí donde se unen las calles Caño Nuevo y de la Fuente podrá verse una curiosa fuente construida en ladrillo visto, con una escalinata semicircular que se hunde bajo el nivel de la calle, a lo que se suma un frontispicio con el escudo de la localidad en azulejos.

Desde aquí es fácil llegar hasta el Ayuntamiento y la iglesia de San Pedro en Antioquía, de aspecto señorial y robusto, recientemente restaurada, con una torre que da un gran aspecto al templo. En el interior, dos retablos bien cuidados y un magnífico órgano barroco (1752). A las afueras del pueblo, adosada al cementerio, se levanta la ermita de Nuestra Señora de la Encina (siglo XVII), con tejadillo apoyado en dos columnas sobre la puerta.

Contacto

Localización