Fuentelmonge

Cuna del monasterio de Santa María de Huerta

1 / 10

Mostrar todas las fotos

Compartir

Compartir

La toponimia de Fuentelmonge deriva del antiguo nombre Fuente del Monje, porque allí se asentaron desde tiempos remotos religiosos pertenecientes a la Orden del Císter, en el cercano despoblado de Cántabos. En esa aldea construyeron a mediados del siglo XII un convento primigenio, el monasterio de Santa María de Cántabos, del que hoy solo quedan ruinas, adosado a una vetusta atalaya árabe del siglo X. Se cree que este fue el origen del imponente monasterio cisterciense de Santa María de Huerta, que construyeron los clérigos cuando abandonaron Fuentelmonge.

En la localidad encontramos otro hito arquitectónico: la iglesia de Nuestra Señora de la Romerosa, de origen románico, del que apenas queda rastro en su piedra posteriormente reformada. Fue completándose estilo sobre estilo durante los siguientes siglos, con una torre herreriana, fachada neoclásica y el extraordinario retablo barroco en su interior.

Localización