{{title}}
{{buttonText}}
1 /

Manchones

Un remanso de paz en el Camino del Cid

Compartir

A orillas del río Jiloca, en un paisaje cuajado de bosques de pinos, se encuentra la pequeña localidad zaragozana de Manchones. Al pasear por sus calles de casas encaladas descubriremos edificios de interés como la iglesia barroca de San Pablo (siglo XVII), levantada sobre un anterior templo medieval. Sobresale su torre, de reminiscencias mudéjares, y algunas piezas de interés que conserva en su interior como una talla del siglo XV y un cáliz gótico.

Ya en las afueras se encuentran dos ermitas dedicadas a la Virgen del Pilar (siglo XVIII) y a San Roque, y varios peirones. También en los alrededores se asientan los restos del yacimiento celtibérico de Valdeager y un molino harinero. Manchones cuenta con dos fuentes, la Fuente de Arriba y la Fuente del Río. Ésta última, de aspecto clasicista, se erigió en el siglo XVII. Diversos senderos, perfectos para recorrer a pie, transcurren junto al Jiloca. En el camino encontraremos ejemplares de chopos, olmos y fresnos y descubriremos hermosos rincones del río. El municipio forma parte del Camino del Cid, la ruta turístico-cultural que recuerda el destierro del legendario caballero medieval desde Burgos hasta Valencia.