Espacio 'Talleres Palermo' (Las Palmas de Gran Canaria)

Donde las cosas chulas pasan

espacio talleres palermo las palmas de gran canaria
Donde ahora se pueden comprar muebles, tomar una cerveza o trabajar antes fue un lugar de "carpintería de lujo".

"Todo es mentira". En el desconcertante cartel luminoso que recibe al visitante en 'Talleres Palermo' más bien debería poner que, en su interior, todo se vende. Este efervescente espacio en una zona de moda de Las Palmas de Gran Canaria fue durante décadas una carpintería alejada del alboroto urbano. Ahora, es un gran showroom de clara identidad retro e industrial, en el que se puede adquirir cualquier mueble o elemento decorativo que veas, o sobre el que te sientes mientras disfrutas de su oferta lúdico-cultural.

Patricia ha regresado de vivir en Berlín y en este lugar se siente "como allí". Lo dice con añoranza mientras dibuja con su hija, nacida en esta ciudad alemana. Jesús viene desde más cerca, de Tenerife, donde lleva una tienda de discos, participa en una feria de vinilos y el sitio le parece "genial", hasta el punto de teletransportarse a Santiago de Chile. Es la magia de esta propuesta, de 400 metros cuadrados y techo muy alto en su sala principal: da cabida a todo tipo de edades, procedencias y sensaciones. No podía ser menos con un nombre que remite a la capital de Sicilia y a un conocido barrio de Buenos Aires, sin olvidar que se encuentra en la calle República Dominicana.

400 metros cuadrados de sorpresas.

El viaje espacio-temporal está garantizado, con observar las irregulares paredes y columnas, las maderas desconchadas, que tan pronto te anuncian el 'Estudio técnico' (hoy es la pequeña cocina), como la oficina del 'Encargado' (baños). En esta última, las cortinas de ducha separan los servicios masculinos, y siete relojes presiden el aseo femenino.

cocina talleres palermo
El antiguo Estudio Técnico hoy es una pequeña cocina.

Sin embargo, el tiempo se detuvo al comienzo del siglo XXI para el original 'Talleres Palermo', que funcionó como carpintería "de lujo" (según un anuncio conservado) durante cinco décadas, pero acabó absorbido por la expansión de la ciudad. El ruido de su actividad no encajaba con un entorno ya residencial, aunque nada ha podido borrar su huella... ni las anotaciones de los antiguos trabajadores en los muros.

Todo lo que hay aquí está en venta.
Todo lo que hay aquí está en venta.

Rafael Barneto, Florencia Hinze y Ángel Fernández Campillo supieron visualizar una versión que aunara el indudable peso del pasado con la arrolladora modernidad. Tres colaboradores, amigos, que soñaban con un proyecto singular y a base de buscar, al final encontraron su ubicación ideal en pleno barrio de Guanarteme, en la capital grancanaria, y se asociaron. Barneto es arquitecto y Hinze y Fernández se dedican a la decoración de interiores, que canalizaron a través de 'Polonium 209'. Esa es la fuente del mobiliario vintage que pasó a identificar y dar personalidad al nuevo 'Talleres Palermo', avanzado el año 2018.

Aquí todo está a la venta.

Estética, música y bebida 

Barneto recuerda, apoyado en una mesa que por supuesto está en venta, las reticencias del propietario a alquilar el local, por temor a que perdiera su esencia. Pero, precisamente, esa fisonomía imperfecta era el gancho. Tan imperfecta que señala, entre risas, una mancha en la pared; un obrero se limpió allí las manos durante los trabajos de adecuación del espacio, creyendo que luego sería tratada y pintada, pero esa desnudez transgeneracional forma parte del encanto. Como los vasos, las lámparas, los carteles, los relojes... y el sinfín de polos de atracción que nos rodea. 

Cervezas poco conocidas y picoteo: nachos, tacos y empanadas argentinas.
Cervezas poco conocidas y picoteo: nachos, tacos y empanadas argentinas.

"Al principio, no sabíamos bien qué hacer", sigue rememorando Barneto, al margen de la tienda de 'Polonium 209'. Tenían claro que había que complementar esa oferta comercial con eventos. Y nadie mejor que los amigos para testar las posibilidades ciertos domingos, con picoteos informales; cuando fueron asistiendo más y más, entonces tocó probar con algún sábado "y vino tres veces más de gente". Por eso, se consolidó la flexibilidad y un bar de apoyo.

En la barra lo que más triunfa son las cervezas y el cóctel Aperol Spritz.
En la barra lo que más triunfa son las cervezas y el cóctel Aperol Spritz.

Detrás de su barra, Cristina desvela que lo que tiene más salida es la cerveza, con marcas menos habituales como Estrella de Levante y Turia; y el cóctel Aperol Spritz. Puestos a acompañarlo de alguna comida, triunfan los nachos, los tacos y las empanadas argentinas. "El público que viene es tranquilo, quiere tomar algo y charlar", remata Rafael Barneto.

Los estilos más presentes: 'vintage' e industrial.

Y como si le escuchara, a pocos metros lo ratifica Desirée, que acomodada junto a unos amigos también destaca "la estética, la música y la bebida". Ella acude más entre semana, y a Fernando le cuadra mejor los sábados o domingos, seducido en especial por las canciones que pinchan. Un perro que aparece con su dueño ('Palermo' es pet-friendly) no especifica sus preferencias.

No todo es mentira  

Con un aforo para unas 160 personas, este peculiar recinto acoge igualmente presentaciones de libros, obras de teatro, puestas de largo de vehículos, eventos de empresa, venta de productos de segunda mano (Flealermo)... "y lo único que no hacemos son actos políticos, ni religiosos", aclara Barneto. Para los más pequeños, se organizan los Canguro Brunch, "que funcionan muy bien", y el brunch de los adultos se llama Los Pollos Hermanos, aunque el mayor apogeo lo alcanzan las fiestas de Fin de Año y de Carnavales. Seguramente, no necesitan ninguno de estos formatos las personas mayores que, quizá reviviendo un barrio y una época diferentes, lo eligen como refugio de sobremesa e incluso se regalan una cabezadita.

familias talleres palermo
Grupos de gente joven, familias y vecinos 'conviven' en 'Talleres Palermo'.

"Nuestra gran asignatura pendiente es la península y el extranjero", prosigue el socio de 'Talleres Palermo', en relación con atraer a particulares y empresas. El ejemplo lo tienen reciente: una compañía tecnológica de Finlandia que les alquiló todo el local durante un mes, para que sus empleados compaginaran trabajo con la convivencia en un lugar exterior al normal de residencia. Y conseguir más clientes de este tipo pasa "por mejorar la comunicación". A tener en cuenta en ese sentido, "empezamos nosotros mismos tirando cañas, hacemos las fotos... vamos aprendiendo", explica. Otro anhelo, que todavía ve lejano, es tener la licencia para albergar conciertos.

Rafael Barneto, uno de los tres amigos que está tras 'Taller Palermo'.
Rafael Barneto, uno de los tres amigos que está tras 'Taller Palermo'.

Hay muchas formas y ritmos de avanzar, y ahora toca literalmente coger las escaleras, siguiendo a Rafael, porque el vetusto edificio depara más recovecos. Primero, una entreplanta de 75 metros cuadrados, integrada en la sala principal y con una más que interesante perspectiva, y en la planta inmediatamente superior, un coworking. Es otro punto clave del proyecto 'Palermo': el alquiler de puestos individuales y de minioficinas para varias personas.

fachada talleres palermo
"Todo es mentira", reza la fachada del espacio.

Y las sinergias reúnen a profesionales de la informática, la producción cinematográfica, el márketing digital, el diseño gráfico, la arquitectura... Las tormentas de ideas resuenan en el último escalón de este ascenso, una azotea de considerables dimensiones. Ya lo dice la web de 'Talleres Palermo': "Donde las cosas chulas pasan". Así que igual, no todo es mentira.

'TALLERES PALERMO' - República Dominicana, 18. Palmas de Gran Canaria, Las Palmas. Tel. 609 05 65 49.