Finestrat

De la montaña a la playa

1 / 10

Mostrar todas las fotos

Compartir

Compartir

En las faldas del Puig Campana se encuentra este municipio, izado en el aire por las casas colgantes de su barrio viejo y amparado por el océano y la montaña, la misma que nos persigue hasta en la más remota de sus calles estriadas. De fragancia a huerto, a pino, a almendros y a olivos, entre otros frutos, no aparta la vista del mar ni sus costumbres de los antepasados, pues es casi un diario hecho ciudad, donde civilizaciones antiguas como romanos o árabes han dejado su huella, y donde rincones emblemáticos del casco antiguo comparten sombra y sol.

De la mano de la cultura, se llega a emblemas consolidados como la iglesia de Sant Bertomeu, junto a la Plaza de la Torreta, o a la ermita del Santísimo Cristo del Remedio; conviene asomarse a las panorámicas mediterráneas del mirador del Castell o a la cumbre del altísimo Puig Campana; la diversión comienza el Día de la Ereta, para seguir con las fiestas de Sant Antoni del Porquet, las Fiestas de Sant Blai o las Fiestas Patronales de Sant Bertomeu. Refrescarse el rostro en la Font del Molí es un sencillo placer; para el resto del cuerpo, la extensa y única playa de Finestrat: La Cala. Porque para visitarlo todo en esta vida... sólo hay que venir, y de paso probar platos como el arròs amb fessols i naps, el arròs a banda, la pebrera tallada, la coca girada o la coca boba.

Contacto

Localización