Soles Guía Repsol 2022

La cocina consciente como parte esencial del cambio

Restaurante 'Landua': Alberto Cruz en el monte recogiendo hierbas
Nos gusta acompañar a los cocineros a su entorno y proveedores. Foto: Sofía Moro.

Los comensales ‘conscientes’ quieren ser parte de la solución y no del problema. Cada vez sorprende más abrir una carta y no encontrar la cultura y las raíces del entorno del restaurante en cada plato. A medida que más personas se sienten responsables con el planeta, más aumenta la demanda por una cocina ‘consciente’, que te hace sentir que formas parte de un cambio que pretende conseguir algo más grande: vivir en un mundo sostenible.

El viajero del 2022 busca sitios donde el cambio ya se está produciendo. En los que hay una implicación sincera con la preservación y el respeto de todo lo que rodea al restaurante, ya se encuentre en mitad de un paraje silvestre o en el barrio de una ciudad. La foto que los comensales comprometidos suben a su Instagram no es la del último local de moda, sino la de salas y cocinas que revelan la idiosincrasia del lugar en el que han decidido echar raíces. Con el foco puesto en productos autóctonos y especies que se habían perdido y se han recuperado, volviendo a germinar en los campos.

En la web de Guía Repsol sabemos que nuestros usuarios tienen una máxima: Los comensales ‘conscientes’ quieren ser parte de la solución y no del problema. Cada vez sorprende más abrir una carta y no encontrar la cultura y las raíces del entorno del restaurante en cada plato. A medida que más personas se sienten responsables con el planeta, más aumenta la demanda por una cocina ‘consciente’, que te hace sentir que formas parte de un cambio que pretende conseguir algo más grande: vivir en un mundo sostenible. el trayecto es el viaje; no hay mayor placer que disfrutar de cada parada. Ya no se trata de llegar al destino en un tiempo récord, sino de ser consciente del viaje y sacar partido a cada kilómetro recorrido. Parando una y cien veces para contemplar, aprender y gozar de esas cosas esenciales que la prisa hace que pasen desapercibidas.

Nordestada, A Coruña
Foto: Adrián Baúlde.

Nuestros usuarios son personas que tienen iniciativa y no se conforman, que buscan cada día más restaurantes empáticos con el entorno, comprometidos con la eficiencia energética, respetuosos con los ciclos de la naturaleza. En los que comer implique descubrir el territorio en el que se encuentran, probar platos que hablan del origen y que generan complicidad. Ir a un restaurante es una oportunidad para entender mejor la riqueza oculta de ese punto en el mapa hasta donde has llegado.

Para poder dar con esas mesas y esos parajes únicos contamos con cerca de 100 periodistas expertos, repartidos por toda la geografía, que viven en los sitios de los que hablan y son sensibles a lo que sucede casi antes de que suceda. Que disfrutan probando un sabor inédito o un plato supernovedoso y también redescubriendo recetas que habían quedado en el olvido y de pronto vuelven a una carta. Adoramos conocer a los productores que surten las cocinas con un género de calidad, que se esfuerzan por lograr la excelencia.

Restaurante 'Les Cols' (Girona): las hermanas Clara y Martina Puigvert en la sala del restaurante
Foto: Alfredo Cáliz.

Guía Repsol, en todos sus canales, busca contar la intrahistoria de los cocineros y los restaurantes, para que cuando nuestros usuarios vayan estén familiarizados con lo que allí sucede. Con el ganadero, el pescador o el agricultor que ha cultivado lo que va a comer. Con los bodegueros honestos. Con las técnicas que se emplean en cocina. Y con las emociones que hay detrás de cada plato que llega a la mesa. Queremos ser la alternativa sostenible a recomendadores de restaurantes masivos. Probamos y seleccionamos las mesas más especiales y auténticas, para que los alicientes en el camino no dejen de surgir.