Cabreros del Monte

Cabreros del Monte

Información turística: 983722084

Web información turística

No hay monte en varios kilómetros a la redonda, sino campos y cultivos, pero quizás siglos atrás sí tuvo un encinar que diera nombre al pueblo. Este recoleto municipio de Valladolid tiene una leyenda referente a la Virgen de la Piedad, a quien los lugareños rezaron y pidieron, desesperados, que lloviera después de meses de sequía que estaban destruyendo sus tierras. Aquel día empezó a llover y desde entonces se celebra el “Juramento del Voto de la Villa”, cada martes posterior a Pentecostés, en honor a esta virgen.

Cabreros tuvo una vetusta torre defensiva, la de San Pelayo, donde hoy se puede disfrutar de un merendero al aire libre. Y donde se cree que hubo un castillo se levantó, en el siglo XVI, la iglesia mudéjar en honor a San Juan Bautista, con recia torre de piedra, ladrillo y mampostería. Para visitarla es necesario pedir cita previa en el ayuntamiento.

Aquí se firmó en 1206 el Tratado de Cabreros, que acabó con una de las mil rencillas entre el reino de León y el de Castilla, a raíz del divorcio más sonado de la época. El rey Alfonso IX de León se había casado -por acabar con una guerra de años entre las dos regiones- con doña Berenguela, hija del rey Alfonso VIII de Castilla. El acuerdo matrimonial incluía una compleja dote por la que debería entregar castillos leoneses a Valladolid en caso de separación. Pero resulta que eran tío y sobrina, así que en cuanto la Santa Sede se enteró amenazó con excomulgarles. No se sabe si por política o por amor pidieron seguir juntos, pero Roma les obligó a separarse. Cuando lo hicieron, el astuto rey de Castilla quiso quedarse con las fortalezas leonesas prometidas en la dote. Tuvo que interceder de nuevo la Santa Sede para decir que pertenecían al rey leonés. En el Tratado de Cabreros se acordó entregar el mismo municipio y una serie de castillos de ambos lados al infante Fernando de León, hijo de aquellos reyes emparentados.

Planes en Cabreros del Monte

Ver todos