Eurocopa 2016

Cómete al rival: Turquía

¿Apetece un boreks? Foto: Shutterstock.
¿Apetece un boreks? Foto: Shutterstock.

Para que en lugar de comerte las uñas cada vez que juega España en la Eurocopa te comas al rival, vamos a prepararte unos platillos típicos de cada país al que nos enfrentemos. Fáciles y riquísimos para que te deleites ante la pantalla mientras los equipos pelean por zamparse al contrario. Unas delicias turcas de chupa, pan y moja, que igual hasta te hacen cambiar de bando para que digieras mejor el partido España Turquía y no se atragante ni una derrota.

Koftas

  • 1 cebolla dulce rallada o muy picada
  • 1 cucharadita de comino molido
  • 1 cucharadita de grano de cilantro molido
  • 1 huevo pequeño o ½
  • 750 g de carne picada de añojo (pasada por la máquina 2 veces o 3)
  • Pimienta
  • Sal

Así se hace: En un cuenco mezclar la carne con todos los ingredientes y aplastarla con la palma de la mano o una seta de purés hasta que se convierta en una masa muy uniforme en la que no se distingan la cebolla y la carne. Dividirla en cuatro partes, con las que se forman unos rectángulos alargados del largo de los pinchos –que deberán ser un poco planos, no redondos, para que las koftas no giren como sobre un eje. Enrollar la carne sobre los pinchos y asarlos bajo el grill bien caliente o sobre una parrilla bien cuidada –para que no se pegue la carne—y muy caliente. Servir caliente y con la ensalada de pepino y yogur, pan, etc.

Un bocado que hay que comer caliente. Foto: Jules / Flickr (con Creative Commons).
Un bocado que hay que comer caliente. Foto: Jules / Flickr (con Creative Commons).

Ensalada de pepino y yogur

  • 1 pepino largo (o 3-4 cortos, bien llenos y firmes, ½ kilo aproximadamente))
  • 3 dientes de ajo
  • 8 yogures naturales de leche entera (mejor si son de oveja o cabra)
  • Menta fresca o eneldo
  • Pimienta
  • Sal

Así se hace: Montar un colador mediano con una gasa o estameña encima y sobre un cuenco grande. Batir los yogures y echarlos sobre la gasa y el colador. Introducir en el frigorífico y dejar escurrir entre 3 y 4 horas, removiendo 2 o 3 veces el yogur. Tirar el suero que quede –o bebérselo, tiene mucho calcio-. Lavar el o los pepinos muy bien, rasparlos para retirar los pinchos, si los tuvieran, quitar una tira de piel sí y otra no. Rallarlos sobre un cuenco y remover con un poco de sal. Al cabo de media hora lavar en abundante agua y escurrir muy bien. Revolver el pepino con el yogur y el ajo bien machacado en el mortero y un poco de pimienta. Probar de sal, rectificar y revolver con 2 cucharadas de menta o eneldo bien picados. Hay a quien le gusta añadir un poco de aceite de oliva virgen extra. No es imprescindible.

Un acompañamiento que va con todo. Foto: traaf / Flickr (Creative Commons).
Un acompañamiento que va con todo. Foto: Traaf / Flickr (Creative Commons).

Lahmajun

  • ¼ de cucharada de sal
  • 100-125 ml de agua
  • 10 gr de levadura prensada o 4 de levadura liofilizada (de sobre)
  • 1 cebolla picada
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • 200 gr de carne de ternera o cordero picada (una vez)
  • 200 gr de harina de fuerza
  • 2-3 cucharadas de aceite
  • 2 tomates, pelados y picados o 5 de lata, escurridos y picados
  • Alholva
  • Eneldo
  • Perejil
  • Pimienta
  • Sal

Así se hace: Hacer una masa levadura con un poco de harina, un poco de agua y la levadura. Colocar el resto de harina con la sal en un cuenco. Cuando la levadura espume –5-10 minutos— echarla sobre el hoyo que se practica en el montón de harina con el aceite. Ir añadiendo agua hasta conseguir una masa más bien seca pero suave. Dejarla levar un poco, no demasiado. Mientras, hacer el relleno. Calentar en una sartén sobre fuego vivo el aceite y sofreír un instante la carne salpimentada. Retirar y reservar. Bajar el fuego, añadir la cebolla a la sartén sofreír un momento y echar los tomates y el ajo. Hacer un buen sofrito. Corregir de sal y aromatizar con las hierbas y un poco de alholva molida o, si se tiene, alholva en hojas. Cuando la masa haya levado un poco, dividirla en cuatro bolas. Con el rodillo o las manos aplastarlas hasta convertirlas en 4 círculos bastante finos. Repartir por encima el sofrito y la carne. Cocer en el horno ya caliente hasta que estén doradas y la base cocida.

El Lamahjun es también conocido como la pizza turca. Foto: Jurgen Leckie / Flickr (con CC).
El Lamahjun es también conocido como la pizza turca. Foto: Jurgen Leckie / Flickr (con CC).

Boreks de queso y masa filo

  • ½ paquete de masa filo
  • 125 gr de mascarpone
  • 125 gr de queso de cabra en salmuera (feta, Málaga, Puçol...)
  • 1 huevo (más bien pequeño o 1/2)
  • 2 cucharadas de piñones o almendras (en cubitos)
  • 4 cucharadas de perejil picado
  • Mantequilla o aceite (para pintar)

Receta: Desmenuzar con un tenedor el queso de cabra y batirlo con el mascarpone, el perejil, la pimienta y los piñones o las almendras. Probar de sal, no hará falta, por la salmuera del queso de cabra. Sacar una lámina de masa filo. Si es de las grandes –son las más habituales en nuestro país, de 30 x 30 cm—cortarla por la mitad. En un extremo de la parte más estrecha, a 2-3 cm del borde, colocar un poco de relleno. Cubrir con los 2 cm de masa, doblar los lados de la masa para encerrar el queso y enrollar la borequita hasta el final, de modo que quede como un cigarro. Repetir hasta acabar con el relleno y la masa. Encender el horno a 175º C. Pintar las borequitas con mantequilla fundida o aceite de oliva y asar en el horno unos 25 minutos o hasta que estén dorados y crujientes. Servir calientes.

Los boreks también pueden rellenarse de carne. Foto: Alpha / Flickr (con CC).
Los boreks también pueden rellenarse de carne. Foto: Alpha / Flickr (con CC).

Crema de berenjena o ensalada patlican

  • 1-2 dientes de ajo (majados en el mortero)
  • 1 limón (en zumo)
  • 2 berenjenas (más largas que gruesas)
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 3 cucharadas de perejil picado
  • Pimienta
  • Sal

Receta: Lavar las berenjenas enteras, con las hojas y todo, y secarlas. Si se dispone de quemador de gas, sujetar cada una de las berenjenas con una pinza –o colocarla sobre una rejilla con patas altas—y sostenerla sobre el fuego, girándola de vez en cuando, hasta que toda la piel se queme, se carbonice y, al pincharla, esté tierna. Si no se tiene fuego de gas, quemarlas bajo el grill sobre la rejilla en la posición más alta, girándolas de vez en cuando, hasta que estén quemadas. Cuando se hayan templado un poco, retirar la piel quemada, las hojas y colocar la carne en un plato hondo. Con un tenedor desmenuzar bien la pulpa –si se prefiere, pasarla por la batidora. Añadir el ajo majado, el perejil, la sal –no mucha, que se añade limón—y pimienta que se desee y el limón poco a poco, probando el nivel de acidez deseado –no todos los limones son del mismo tamaño ni grado de acidez. Terminar con el perejil y el aceite. Servir con pan pita caliente. Este tipo de preparado de berenjena está emparentado con el mutabal árabe y el babaganush de la India, a los que se añade yogur y, a veces, tahina. Se puede hacer así también.

Esta ensalada se sirve con pan pita caliente. Foto: Shutterstock.
Esta ensalada se sirve con pan pita caliente. Foto: Shutterstock.

 

Te puede interesar...