El Far d'Empordà

El mirador de El Far

1 / 10

Mostrar todas las fotos

Compartir

Compartir

Pasa inadvertido al encontrarse a dos kilómetros de Figueres, capital de comarca y meca indiscutible del surrealismo gracias al genio del pintor Salvador Dalí. Y no tendría que ser así, porque si bien El Far d’Empordà es un municipio modesto y de tradición agrícola y ganadera, tampoco muchos pueblos pueden presumir de un espacio de tanto valor simbólico como el que ocupa la iglesia de Sant Martí. Este templo fortificado formaba parte de un ya desaparecido castillo del que únicamente quedan algunos restos.

La iglesia de Sant Martí (s. XII – XIII) es de estilo románico tardío con elementos propios a la aparición del gótico. Es de una sola nave con ábside rectangular. En la fachada destaca la ventana superior de arco de medio punto, de grandes dimensiones y con decoración de dientes de sierra.

En el mismo espacio, detrás de la iglesia, aparece el mirador de El Far, con unas excelentes vistas sobre el llano ampurdanés, “un paisaje ordenado por la mano del hombre”, en palabras del escritor Josep Pla, es decir, campos de cultivo y otros elementos propios a la actividad humana.

Localización