{{title}}
{{buttonText}}
1 /

Sant Julià del Llor i Bonmatí

Pueblo conectado al río Ter

Compartir

Sant Julià del Llor i Bonmatí es un municipio de la Comarca de La Selva próximo a Girona que tiene su frontera en el Río Ter, decisivo en su pasado industrial y que ahora constituye un pulmón ecológico y turístico gracias al paso de una Vía Verde por el municipio. El recorrido conecta el Pirineo con la Costa Brava resiguiendo el curso fluvial. El municipio, formado por las entidades de población de Sant Julià del Llor y Bonmatí, es de constitución reciente, ya que se independizó de Amer hace 35 años.

El patrimonio arquitectónico tiene en el Puente de Sant Julià de Llor, el Pont Vell o puente viejo, su principal atractivo histórico. Se trata de un gran puente medieval de cinco arcadas que atraviesa el que fuera antiguo curso del río Ter, con unas dimensiones de 82 metros de largo por 2 metros de ancho

Desde la colina de la Iglesia Parroquial de San Agustín (siglo XII) hay unas vistas excelentes sobre el valle del Ter. El templo ha sufrido modificaciones y restauraciones sucesivas a lo largo de los siglos que impiden ver la parte románica, aunque en su interior conserve la estructura original. También es destacable el conjunto histórico-religioso que forman el Mas Bonmatí y la Capilla Privada de la Purísima, adosada al edificio.

Contacto