Planes en Madrid para disfrutar de la Navidad 2020 con niños

Sin Cortylandia ni cabalgata también hay Navidad

Una chica intenta tocar una de las esculturas de la galería.
En 'Ikono' hay zonas en las que prima lo táctil, otras lo sonoro y otras, incluso, lo olfativo. Foto: Sofía Moro.

¿Qué hacer en Madrid en Navidad con niños? Hemos asumido que las Navidades de 2020 no van a ser normales. Por eso mismo, toca disfrutarlas lo máximo posible junto a quienes las mantienen vivas gracias a su ilusión desbordante: niños y niñas de todas las edades. Ellos deben ser los auténticos protagonistas en unas fechas que le plantan cara al virus con actividades y propuestas culturales para hacer en familia.

¿Que no hay Cortylandia ni la tradicional cabalgata de Reyes Magos? Pues a echarle imaginación y a darle la oportunidad que merecen otro tipo de planes con niños en Madrid para Navidad, con el objetivo de que esta sea especial, en el mejor sentido de la palabra. Magia, música, circo, teatro, exposiciones… todo tiene cabida en esta selección de propuestas que pretende ponerlo un poco más fácil para poder decir a pleno pulmón eso de... ¡Feliz Navidad!  

# 1. Teatros: magos, payasos y acróbatas; todo en uno

1. Teatros: magos, payasos y acróbatas; todo en uno 

Hay lugares que sí mantienen las tradiciones y el Teatro Circo Price (Ronda de Atocha, 35) es uno de ellos. Fiel a su cita navideña con el público infantil desde 2006, hasta el 10 de enero transformará su gran escenario circular en una enorme juguetería para presentar El retorno de Cometa. El equipo creativo de la compañía madrileña Perfordance será el encargado de dar vida a Cometa, una peculiar heroína galáctica que acude al rescate cuando todos los juguetes de la Navidad desaparecen. Un espectáculo circense que pretende "buscar la alegría frente a la tristeza que amenaza con extenderse por la ciudad", a través de acrobacias, coreografías y números, a cual más espectacular.

También se pude ver a La Fábrica de Sueños actuar en el Retiro.
También se pude ver a La Fábrica de Sueños actuar en el Retiro.

También en la órbita circense se sitúa IlusionArte, que llega cada domingo a los Teatros del Canal (Cea Bermúdez, 1) hasta el 27 de diciembre para construir "una pieza collage imprevisible y cargada de poesía visual", en la que caben duendes, dragones y piratas. Aquí tampoco existen las fronteras entre disciplinas: al circo contemporáneo se unen danza aérea, juegos, cuentos y música en vivo de la mano de La Fábrica de Sueños, acostumbrados a hacer reír a los más pequeños con sus espectáculos ambulantes.

"El arte de la magia debe tener la finalidad de elevar la cuota de felicidad en el mundo, en los demás y en nosotros mismos", decía Juan Tamariz. Y como estamos bien necesitados de esa felicidad, en Madrid tendremos la oportunidad de ver en acción a varios magos muy especiales. Los sábados y domingos, el Pequeño Teatro Gran Vía (Gran Vía, 66) cuenta con 1,2,3 ¡Magia! de Javi Rufo, Premio Nacional de Magia Infantil 2019, experto en hacer partícipe al público de sus trucos. Por su parte, Luchana Kids, la programación infantil de los Teatros Luchana (Luchana, 38), cuenta con hasta cuatro espectáculos de ilusionismo y prestidigitación para toda la familia, que se representan todos los fines de semana de diciembre. 

El nombre propio con más enjundia en este apartado es el de Jorge Blass, que propone en Efímero Live un show híbrido, presencial en el Teatro Marquina (Prim, 11) y online a través de su web. Un nuevo formato "muy interactivo", con ilusiones inéditas y con el talento de quien es considerado uno de los mejores magos de España. 

Javi Rufo ha sido Premio Nacional de Magia Infantil en 2019.
Javi Rufo ha sido Premio Nacional de Magia Infantil en 2019.

# 2. Museos, para qué os quiero

2. Museos, para qué os quiero 

Una de las experiencias más insólitas que se han podido vivir en estos meses tan raros para todos ha sido la de ir a un museo. Acostumbrados a las muchedumbres y las colas, debido a las restricciones de aforo y a la escasa afluencia de público, los museos madrileños ofrecen una oportunidad única para conocer sus colecciones y exposiciones temporales. Aparte de poder disfrutar como nunca de los tesoros del Prado, el Thyssen o el Reina Sofía, hay opciones de lo más recomendable, como la exposición Objetos de deseo. Surrealismo y diseño, que estos días llena una planta del CaixaForum (Paseo del Prado, 36) con los artilugios, objetos y diseños más improbables. Las creaciones de los surrealistas apelaban directamente a la imaginación infantil, así que haced la prueba con vuestros hijos: ¡igual descubren su pasión artística!

La novedad del año: el Museo de las Ilusiones.
La novedad del año: el Museo de las Ilusiones.

En los últimos meses también han abierto dos nuevos espacios en la capital que pueden disfrutarse a tope en familia. Uno de ellos es el Museo de las Ilusiones (Dr. Cortezo, 8), muy cerca de Tirso de Molina, un lugar en el que nada es lo que parece. Allí se suceden habitaciones con nombres tan sugerentes como túnel del vórtice, la mesa de los clones o el cuarto infinito, con ilusiones ópticas, trucos interactivos y grandes dosis de diversión para público de todas las edades. El otro es Ikono (Sánchez Bustillo, 7), una galería de arte inmersiva en la que volcar vuestro entusiasmo como instagrammers

Un chico posa con alas.
El público mayoritario de 'Ikono' anda entre los 15 y los 25 años. Foto: Sofía Moro.
# 3. Con la música a otra parte

3. Con la música a otra parte

Los musicales han desaparecido casi por completo de la cartelera hasta que lleguen tiempos mejores, pero hay quien tiene la valentía de estrenar espectáculos como Antoine. Con canciones escritas por la banda Elefantes y su cantante Shuarma en la piel de El Principito, se narra la vida de Antoine Saint-Exupéry, pionero de la aviación y autor de este inolvidable clásico de la literatura. Sobre el escenario del Teatro EDP Gran Vía hasta el 13 de enero, la vida y la obra de este francés inconformista y soñador se entrecruza para recordarnos lo importante que es el poder de la imaginación.  

Shuarma, de la banda Elefantes es El Principito en el EDP Gran Vía.
Shuarma, de la banda Elefantes es El Principito en el EDP Gran Vía.

En otras coordenadas se mueve #ParaElisa, que del 4 al 27 de diciembre llega a las Naves del Español en Matadero (Plaza de Legazpi, 8) como una propuesta familiar para descubrir el origen de una de las composiciones más célebres de Beethoven. La obra parte de la amistad entre el compositor y una joven pianista que está perdiendo la vocación para reflexionar sobre la necesidad de alimentar las aficiones y las ganas de aprender. 

Y para espíritus más rockeros no podían faltar propuestas como El rock suena en familia. Cada domingo hasta el 3 de enero, la banda Happening convierte el Teatro Fígaro-Adolfo Marsillach (Dr. Cortezo, 5) en todo un minifestival que recorre la historia del rock desde sus orígenes hasta hoy mismo. Humor, música en directo y los miembros de la banda caracterizados como algunas de las grandes leyendas de la música para repasar un puñado de temazos de Elvis Presley, los Beatles o AC/DC. En la misma línea, el grupo sevillano Maga ofrece el 26 y 27 de diciembre en el Condeduque (Conde Duque, 11) un recital didáctico de pop-rock para toda la familia.  

Para los que buscan un plan infalible con niños más pequeños en Madrid para Navidad, CantaJuego no suele fallar. Los veremos en acción, nariz roja en ristre, en el Teatro Reina Victoria (Carrera de San Gerónimo, 24) hasta el 27 de diciembre con El circo del Payaso Tallarín, una divertida fiesta de graduación de una escuela del circo en la que no faltará ninguno de esos hits que tus hijos se saben de memoria.

El Fígaro-Adolfo Marsillach es el lugar para las familias rockeras.
El Fígaro-Adolfo Marsillach es el lugar para las familias rockeras.

# 4. Al aire libre

4. Al aire libre 

A falta de que se confirme la instalación de pistas de hielo en varias plazas y parques de Madrid (que os contaremos aquí mismo si finalmente sucede), la estrella que más brilla en el Madrid navideño de este año es la del Real Jardín Botánico (Plaza de Murillo, 2). Su 'Naturaleza Encendida' es un reclamo irresistible para niños y mayores, ya que invita a descubrir un mundo de luces y color cuando cae el sol y la atmósfera del jardín se transforma. Flores gigantes, animales mitológicos y los sonidos del bosque acompañan al visitante en una experiencia mágica.

El tramos final de la exposición Naturaleza Encendida de las luces de Navidad del Jardín Botánico
Los colores y los sonidos se unen para hablar con esta 'Naturaleza Encendida'. Foto: Hugo Palotto.

Tampoco faltará otra tradición que viene de mucho más atrás, el Mercado de Navidad de la Plaza Mayor, con menos puestos y mayor seguridad, pero el mismo ambiente festivo. Estas fechas también pueden ser un buen momento para redescubrir El Rastro, recién reabierto tras ocho meses cerrado. Sigue siendo un lugar lleno de sorpresas, en el que encontrar auténticos tesoros o simplemente disfrutar de un paseo y unas tapas en alguno de los bares del entorno de la Plaza de Cascorro.

Todo para los mercados del Belén, cada vez más en auge.
Las figuritas para el Belén, otro divertimento para los más pequeños. Foto: Sofía Moro.

Para los más intrépidos, os proponemos caminar entre más de 100 dinosaurios a escala real en el territorio Saurios, que se instalará del 17 diciembre al 24 de enero en los más de 4.000 metros cuadrados del Escenario Puerta del Ángel de la Casa de Campo (Herradura, 3). Acompañando a los visitantes, tres actores dan vida a unos exploradores de lo más inquietos, que descubrirán los secretos mejor guardados del Triceratops, el Velociraptor y el rey de los dinosaurios, el Tyrannosaurus Rex.