Ea

Playas a elegir: cómodas y familiares o salvajes y rocosas

1 / 10

Mostrar todas las fotos

Compartir

Compartir

A través de una pequeña ría, que desemboca paralela a una playa recogida y familiar, se abre al mar el pintoresco casco urbano de este encantador pueblo. En él destacan dos de sus parroquias, la de San Juan Bautista y la de Santa María de Jesús, una a cada lado de la ría. Pero también los sucesivos puentes de piedra (espectacular el Puente Viejo) que unen ambos márgenes de la ría y refuerzan su identidad.

El puerto, las txalupas, el edificio Beletxe (antiguo almacén de velas), evocan su origen pesquero. También merece la pena visitar el molino y la ferrería Urtubiaga, monumentos de interés cultural, joyas del patrimonio histórico e industrial del pueblo.

Y para descansar de tanto paseo, se puede elegir entre la cómoda playa del casco urbano, y las de Natxitua, Ea y Ogella de Bedarona, más salvajes y rocosas.

Contacto

Localización