{{title}}
{{buttonText}}
1 /

Portillo de Toledo

El pueblo apasionado por los galgos de campo

Compartir

Tierra llana donde manda el cereal, comarca de Torrijos, norte de la provincia. Portillo de Toledo, a 31 kilómetros de la capital, aglutina sus casas en calles generalmente tranquilas y anchas, con ejemplos de magnífica arquitectura popular en ladrillo visto, como el gran caserón de la plaza de la Solana o varios de los edificios de la plaza de España, incluido el propio ayuntamiento.

Aparte de la ermita de San Cosme y San Damián, su monumento fundamental es la iglesia de Nuestra Señora de la Paz, templo con cuerpo de ladrillo y torre de mampostería, rematada con un cuerpo final de ladrillo y un chapitel. Probablemente edificada a finales del siglo XVI, no es de gran valor arquitectónico. En su interior alberga dos obras originales del pintor local Pedro Gómez (Milagro de los Santos Mártires y Oración en el Huerto) y copias de otros tres cuadros.

Contacto

Reportajes recomendados Ver todos

Ver todos