Galacho de Juslibol

Zaragoza (Zaragoza)

1 / 10

Mostrar todas las fotos

Compartir

Compartir

Con las garzas sobrevolando nuestras cabezas, nos dirigimos hacia el Galacho de Juslibol, una de las joyas naturales creadas por el Ebro. A unos cinco kilómetros de Zaragoza, bajamos del autobús 43 en su última parada. Comenzamos nuestra ruta desde las afueras de la ciudad donde, antiguas fábricas de yeso, hornos y calderas nos avisan de que ya estamos cerca de éste, el último meandro del Ebro. El Centro de Interpretación Jardín de las Rocas nos da la bienvenida mientras nos ofrece toda la información que necesitamos para llegar hasta este particular paisaje. En lo alto de unas inclinadísimas escaleras, contemplamos una espectacular panorámica del Galacho de Juslibol con un fondo del castillo de Miranda 'abrazado' por el bosque de El Soto. Atravesando el denso y enmarañado bosque, repleto de sauces y chopos, llegamos hasta una zona de lagos donde, en invierno, se unen con los meandros formando una única lámina de agua que cubre toda la zona. Y para terminar nuestra visita, en este curioso entorno, atravesamos uno de los puentes para poder ver el galacho en todo su esplendor. Desde este nuevo emplazamiento, sacamos nuestra cámara para fotografiar dos estampas, muy dispares. En la primera de ellas, una lamina de agua, casi totalmente cubierta por la vegetación, crea una bella y verde alfombra, mientras que en la segunda los colores de la tierra, el cielo, y el bosque se reflejan en la lámina del agua como si un gran espejo reflejara sus formas.  Y así, con esta bella estampa grabada en nuestra cámara regresamos a Zaragoza, orgullosos de haber contemplado el último meandro del Ebro.

Localización

Calle la Alfranca, 7 50171 Pastriz Zaragoza