Cornellà del Terri

El árbol de mayo y la fiesta del cornudo

1 / 10

Mostrar todas las fotos

Compartir

Compartir

¿Un árbol llamado mayo? ¿Un hombre ataviado con cuernos al son de un baile popular? ¿En Semana Santa? Hay que responder afirmativamente tres veces, aunque es mucho mejor acercarse a Cornellà del Terri para comprobarlo en persona. Se trata de actos incluidos en las fiestas del municipio, declaradas de interés nacional por la Generalitat de Cataluña, un reconocimiento avalado por la popularidad y la autenticidad de una tradición que se ha mantenido firme a lo largo de muchos años.

La fiesta del árbol de mayo se inicia el viernes santo, con la elección de un árbol de grandes dimensiones que los vecinos se encargan de talar, pulir y traer al pueblo donde, posteriormente, se fijará a un dispositivo que lo mantendrá firme durante todo el año. El lunes siguiente, el baile del cornudo toma protagonismo precisamente con el alzamiento del árbol en la plaza mayor y una danza al son de una música alegre. Seis parejas de bailarines y un personaje extravagante, el cornudo, van bailando hasta que este último elige a una bailarina y rompe el corro para irse furtivamente por una calle adyacente de la plaza.

Entre todo el patrimonio arquitectónico y religioso del municipio, mención especial para el Castillo de Ravós, bien cultural de interés nacional, de origen románico. De estructura rectangular, conserva su patio central y cuatro torres redondas en sus ángulos.La iglesia de Sant Pere, levantada en origen durante los siglos X y XI es otro hito arquitectónico de Cornellà del Terri.

Contacto

Localización